El IPC modera su crecimiento, pero la cesta de la compra sube

La subida en abril fue del 8,4%, inferior a la de marzo, aunque los alimentos frescos se disparan

28.04.2022 | 23:59
La alimentación ha provocado la subida del IPC en abril. Foto: E.P.

DONOSTIA – La inflación ha concedido un pequeño respiro a la economía española. El dato del IPC correspondiente al mes de abril fue del 8,4%, una subida con respecto al mismo mes del año pasado que es sensiblemente inferior a la que se produjo en marzo, cuando el incremento interanual fue del 9,8%. El leve descenso en el precio de la electricidad, pese a las fluctuaciones, y la rebaja de los carburantes tras la intervención del Gobierno han contribuido a una ligera caída de la inflación, que necesitará un período de varios meses más para confirmar si su tendencia a partir de ahora va a ser descendente, algo que todavía está por ver si la invasión rusa y la guerra en Ucrania continúan.

El indicador adelantado que elabora el INE, dado a conocer ayer, refleja también una inflación subyacente -la que excluye alimentos elaborados y productos energéticos- que, sin embargo, sube un punto hasta establecerse en el 4,4%, la tasa más alta desde el año 1995. Es precisamente la cesta de la compra cotidiana, la que se basa en los alimentos frescos, la que tira hacia arriba del IPC, ya que son esos productos del día a día, junto con las bebidas no alcohólicas, las categorías en las que se han registrado los mayores incrementos, según los datos del INE. De hecho, los precios de los alimentos registraron en abril un mayor repunte que en el mismo mes del año pasado.

La tendencia del IPC hacia la subida es imparable y constante desde septiembre del año pasado, cuando el aumento en ese mes fue del 4%. A partir de ahí, a los elevados precios de gas, petróleo y electricidad se ha sumado la tensión internacional, con el conflicto en Ucrania, del que se cumplen dos meses, como elemento agravante. En cualquier caso, en tasa interanual, el IPC no registraba un descenso similar en un solo mes desde enero de 1987 mientras que en la mensual, los precios marcaron en abril una bajada del 0,1% respecto a marzo, según el indicador adelantado del IPC, en lo que supone su primer índice mensual negativo en un mes de abril en 30 años, desde 1992.

Fuentes del Ministerio de Asuntos Económicos citadas por la agencia Efe señalaron que "se trata de un rebaja significativa que rompe la tendencia alcista de los últimos meses", e insistieron en que "se pueden apreciar los primeros efectos de las medidas adoptadas por el Gobierno". El Ejecutivo de Pedro Sánchez confía, además, en el decreto anticrisis, cuyo respaldo logró salvar ayer en el Congreso, y en la rebaja del precio de la factura de la luz tras el acuerdo con la Comisión Europea para desacoplar el precio del gas de la generación eléctrica.

REACCIONES Pero no todas las reacciones exhibieron el tono optimista del Gobierno. UGT subrayó que el IPC muestra una "tendencia preocupante que pone en jaque la recuperación económica y social", un mensaje en línea parecida al de CCOO, que por boca de su secretario general, Unai Sordo, calificó de "especialmente grave" la subida de la inflación subyacente, que achacó a que "las empresas están repercutiendo costes en los precios".

Descenso. El precio medio de la electricidad en el mercado mayorista desciende hoy un 4,5% respecto a ayer, y se sitúa en 214,84 euros por megavatio a la hora. De esta forma, pese a la caída, el promedio de la electricidad se mantendrá por encima de la barrera de los 200 euros por quinto día consecutivo. La última vez que se colocó por debajo de esta cifra fue el pasado 23 de abril, cuando se pagó a 146,95 euros de media. El precio medio de la electricidad en abril se sitúa en 191,6 euros.

noticias de noticiasdegipuzkoa