La Asunción de Tolosa detecta 24 positivos por COVID-19 y se ve obligada a reducir su actividad

El centro hospitalario mantiene el servicio de urgencias, pero deriva los ingresos al Hospital Bidasoa Realizará pruebas PCR a todo el personal trabajador y a los pacientes

11.10.2020 | 00:47
Imagen exterior de la Clínica La Asunción de Tolosa, donde hay un brote de COVID-19.

donostia – El COVID-19 ha entrado de lleno en la Clínica La Asunción de Tolosa, que debido a ello se ha visto obligada a reducir su actividad habitual desde el viernes a la noche y al menos durante este puente festivo. El centro hospitalario anunció ayer que en los últimos días ha detectado 24 casos de coronavirus, dos en pacientes y 22 entre sus trabajadores (de una plantilla de 350), número que puede aún aumentar porque aún faltan resultados de las pruebas PCR por conocerse y no tiene aún "la foto total y exacta de cuál es la situación epidemiológica".

Desde la Asunción quisieron aclarar que "la clínica no está confinada", aunque este brote del COVID-19 les ha hecho "reducir" su actividad habitual. La principal consecuencia es que los pacientes de la zona de Tolosaldea que requieran de ingreso serán trasladados al hospital comarcal del Bidasoa "como medida cautelar". La clínica mantiene tanto el servicio de urgencias como la actividad en planta y los pacientes que ya están ingresados han sido reubicados para que solo haya una persona por habitación y reducir así el riesgo de contagio. Además, quedan prohibidas las visitas externas.

"Lo que se ha hecho es bajar la actividad aprovechando que es puente para acabar de hacer las PCR a todas las personas y a partir de ahí decidir si hay que tomar más medidas", explican desde la clínica, aclarando que en los tres días que van desde ayer hasta mañana "no había ni consultas ni cirugías programadas", y que la medida de derivar los ingresos les permite "estar más tranquilos" para definir el alcance real de la expansión del coronavirus y garantizar la seguridad tanto de los pacientes como de los trabajadores.

La clínica tolosarra confía en retomar la actividad normal a partir del martes o el miércoles, y por ahora no ha cancelado ni las consultas ni las intervenciones previstas para esta próxima semana, aunque "todo dependerá de la evolución de la situación epidemiológica". Asimismo, "con el objetivo de asegurar al máximo el control de la situación", la Asunción hará pruebas cada siete días a todos sus trabajadores y pacientes durante las próximas cuatro semanas.

Respecto a la decisión de derivar los ingresos al hospital comarcal del Bidasoa en lugar de llevarlos al Hospital Donostia, desde la clínica indican que ha sido una decisión tomada por el Departamento de Salud del Gobierno Vasco, con el que "se está colaborando estrechamente desde que se detectaron los primeros contagios".

Desde la clínica explican que "se ha bajado la actividad aprovechando que es puente para acabar de hacer las PCR a todas las personas"