Casi 3.000 guipuzcoanos multados por la mascarilla y las distancias

En el conjunto de Euskadi se han interpuesto más de 6.000 denuncias y 481 son por participar en botellones

26.08.2020 | 01:06

donostia – No llevar mascarilla o hacer un uso indebido de la misma ha supuesto que la Ertzaintza y las policías locales hayan interpuesto más de 5.000 denuncias desde medidados de junio. Es el motivo principal por el que se han tramitado las 6.015 denuncias por incumplir las restricciones o normativas impuestas por el Gobierno Vasco para frenar la pandemia.

Concretamente, desde que el 18 de junio la consejera de Salud, Nekane Murga, emitió una primera orden con medidas restrictivas y hasta el 19 de agosto, fecha de la última orden para hacer frente a la crisis sanitaria, se han interpuesto 1.477 denuncias en Araba, 1.589 en Bizkaia y 2.949 en Gipuzkoa. Asimismo, el principal motivo de las sanciones ha sido no llevar mascarilla o usarla mal, aunque también se han presentado denuncias por no respetar la distancia física de 1,5 metros en hostelería, incumplir los aforos, usar lonjas juveniles, consumir bebidas en la calle en "situaciones de insalubridad" y por hacer botellón, actividad que ha suscitado 481 denuncias.

Por otra parte, la Policía Local de Barakaldo detuvo a una mujer que impidió el acceso de los agentes a su local hostelero para realizar una inspección, cuando estaba funcionando fuera del horario permitido, según informó el concejal de Seguridad Ciudadana, Ángel Madrazo. El suceso de se produjo en la madrugada del sábado, hacia las 3.30 horas, cuando la Policía Local se percató de que del interior del recinto provenía música a volumen elevado. Los agentes detuvieron entonces a la co-regente del local, que se revolvió contra los policías para impedir que realizaran su labor instructora, e identificó a las otras siete personas que había en el interior.