PSOE y PSC cierran filas con la investigada Marín

La alcaldesa de L’Hospitalet pone sus cargos a disposición del partido por un presunto desvío de subvenciones

15.12.2020 | 00:47

donostia – Las ejecutivas del PSOE y del PSC cerraron ayer filas con la alcaldesa de L'Hospitalet de Llobregat, Núria Marín, después de que esta pusiera sus cargos orgánicos a disposición del partido por unas presuntas irregularidades en el consejo deportivo de su ciudad, en las que niegan que esté implicada.

En sendas ruedas de prensa, tanto el portavoz socialista, José Luis Ábalos, como la viceprimera secretaria del PSC, Eva Granados, sostuvieron que las informaciones publicadas hasta el momento no sugieren un vínculo directo entre la alcaldesa y las presuntas irregularidades en el Consell Esportiu de L'Hospitalet, que es una entidad privada que recibe subvención pública.

"Consideramos que no hay ningún caso que tenga que ver con Núria Marín", defendió Granados, que subrayó el "máximo apoyo" de la dirección de los socialistas catalanes a la alcaldesa de la segunda ciudad más grande de Catalunya.

La semana pasada, Marín, que es presidenta del PSC y vocal del PSOE, declaró como investigada ante los agentes de la Policía Nacional que intentan aclarar si el Consejo del Deporte de L'Hospitalet –entidad privada dedicada a la promoción del deporte escolar– destinó a fines particulares algunas de las ayudas públicas que gestiona.

En las reuniones celebradas en la mañana de ayer, Marín trasladó todos los detalles de lo sucedido a las ejecutivas del PSOE y del PSC, que una vez escuchado su relato decidieron no tomar ninguna medida respecto a la también presidenta de la Diputación de Barcelona. Ábalos dijo que hasta la fecha no hay indicios de que tenga una responsabilidad directa en el caso, aunque se reservó la opción de tomar medidas en un futuro, en función de cómo avance la investigación.