EH Bildu pide un nuevo estatus con herramientas frente a la crisis

Ha alertado de que Euskadi se enfrenta a una crisis sanitaria, económica y social y ha explicado que el reto de la coalición va a ser buscar soluciones para "no la paguen los de siempre"

27.07.2020 | 12:24
La portavoz de EH Bildu, Maddalen Iriarte, acude este lunes a acreditarse como parlamentaria en la Cámara vasca.

La candidata a lehendakari por EH Bildu, Maddalen Iriarte, ha explicado que la coalición encara esta legislatura con la demanda de un nuevo estatus como una de las "claves" fundamentales para poder lograr herramientas con las que afrontar la crisis generada por la covid-19 en Euskadi.

Iriarte ha hecho estas declaraciones después de que se hayan acreditado en la Cámara vasca los 21 parlamentarios de la coalición, una vez que ya lo hicieron los del PNV el pasado viernes y los del PSE-EE el jueves. Mañana pasarán por el registro los electos de Elkarrekin Podemos y de PP+Cs y el miércoles la de Vox.

La portavoz de EH Bildu, que aun no ha decidido si presentará formalmente su candidatura a lehendakari, ha alertado de que Euskadi se enfrenta a una triple crisis sanitaria, económica y social y ha explicado que el gran reto de la coalición va a ser colaborar en buscar soluciones para "no la paguen los de siempre".

Para lograrlo ha defendido que es preciso lograr un nuevo estatus político para Euskadi, con el que se pueda "afrontar esta crisis de la mejor forma posible, con herramientas propias para decidir". Como ejemplo ha citado el límite de déficit y ha dejado claro que este tipo de cuestiones "no será posible sacarlas adelante si no se cambia el modelo de relación con el Estado".

Iriarte ha planteado que la pandemia "ha golpeado fuerte" a Euskadi y "no ha pillado" a la comunidad autónoma "en las mejores condiciones", lo que, a su juicio, ha dejado claro que "la gestión de Urkullu no era más que propaganda".

Ante este panorama, ha criticado que la respuesta del Gobierno Vasco sea advertir de que las empresas deberían explorar fórmulas como la bajada de salarios antes que los despidos, tal y como ha señalado la consejera de Desarrollo Económico en funciones, Arantxa Tapia.

"Estas palabras son una alfombra roja" para empeorar las condiciones laborales de los trabajadores y suponen "preparar el terreno para los recortes", ha denunciado Iriarte, quien ha defendido que existe una alternativa desde la izquierda que propone EH Bildu y que pasa por el "trabajo en común" entre los agentes sociales y políticos.

En este sentido, ha apostado por una "política proactiva para garantizar los derechos sociales que se anticipe a los problemas". Para ello, ha señalado que el endeudamiento es una vía, pero no la única, y ha propuesto caminar hacia una "nueva fiscalidad" en la que aporten más los que más tengan.

"Si no es así difícilmente se lograrán los recursos necesarios para hacer políticas de apoyo al empleo y a la industria, para mantener servicios públicos fuertes y de calidad y, en definitiva, para que la crisis no la pague la clase trabajadora".