Idiazabal | La chica que se sentía la jirafa de cuello corto

28.07.2021 | 00:11
Naiara Ibañez en un lugar libre de ondas electromagnéticas.

la idiazabaldarra Naiara ibañez, de 23 años, quiere dar a conocer la electrohipersensibilidad, enfermedad que padece

No es fácil sentir que no encajas en la sociedad actual. Todo evoluciona a gran velocidad, pero a veces el cuerpo humano se queda estancado, sin aceptar los cambios que conlleva vivir en el siglo XXI.

Naiara Ibañez (Idiazabal, 1998) siempre ha sido una chica alegre y con gran ambición. Sin embargo, a la edad de catorce años, comenzó a sentir un continuo dolor de cabeza y cuerpo cuando utilizaba el ordenador y los teléfonos móviles táctiles, lo que le impedía realizar las actividades cotidianas con normalidad. "Los dolores no desaparecían y se fueron agravando", comenta Ibañez. Empezó a sufrir del estómago y de problemas hormonales. "Acudí a médicos de diferentes especialidades, pero nadie sabía lo que me sucedía", añade. Hasta que un día le diagnosticaron fibromialgia.

No obstante, ella cuenta que siguió con dolores, cambios de humor y mucha sensibilidad. A su vez, tampoco toleraba bien ciertos olores, lo que le provocaba un agobio insostenible. "Por suerte, conocí la Asociación Bizibide de Donostia, que aconseja y ayuda a personas con problemas similares a los míos". La asociación donostiarra le recomendó acudir a varios médicos en Barcelona y Madrid. "Ahí es donde identificaron las verdaderas causas de mi continuo malestar".

Hace un año, a Naiara Ibañez le diagnosticaron Síndrome de Fatiga Crónica, Sensibilidad Química Múltiple y Electrohipersensibilidad. Estas son enfermedades neuroinflamatorioas con predisposición genética, y que afectan al sistema nervioso. "Tengo intolerancia a los campos electromagnéticos, además de a componentes químicos".

Ibañez ha tenido que adecuar su vida y su entorno a su nueva realidad. "Hemos colocado filtros en casa para reducir el impacto de las ondas electromagnéticas, además de colocar la red wifi mediante cable". Asimismo, en su habitación no dispone de luz para favorecer a su salud. Objetos tan comunes como la televisión o la lavadora son incompatibles con las personas electrohipersensibles.

Un proyecto ilusionante Naiara Ibañez quiere dar a conocer la Electrohipersensibilidad. "Es una enfermedad de la que se conoce muy poco pero cada vez la padecen más personas". Por ello ha creado el canal de YouTube Testimonials of Electrohypersensibility, donde realizará entrevistas a expertos y a personas que padecen la enfermedad.

"Los estudios demuestran que crece la tasa de personas con electrohipersensibilidad, sin embargo, no se tiene mucha información, y la desinformación nos hace sentirnos como jirafas de cuello corto", expresa Ibañez.

Según un estudio realizado en Francia, un 5% de la población padece electrohipersensibilidad. A su vez, se cree que la mayoría de los afectados son mujeres. Sin embargo, no se conocen datos oficiales.

noticias de noticiasdegipuzkoa