Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

“Voy de caza porque mando”

La investigación universitaria revela que el alumnando se siente “indefenso y asustado” ante las relaciones de “poder”

Un reportaje de Jorge Napal - Martes, 9 de Octubre de 2018 - Actualizado a las 06:03h

el atosigamiento es tan insistente que, en la medida que se perpetúa, acaba haciendo mella en la víctima, dejando un sinfín de secuelas: baja autoestima, sentimiento de asco, problemas de concentración y, lo que es peor, plantearse si no compensa mandarlo todo al carajo. “Y no son casos aislados”, advirtio ayer July Jara, presente en la comisión del Parlamento Vasco que abordó esta realidad en el ámbito universitario. Todo ello, subrayó, “tiene que ver con el poder”.

La periodista tomó prestadas las reflexiones de Esperanza Bosch Fiol, profesora titular de Universidad de Psicología Básica: “El acoso sexual tiene que ver con yo acoso porque yo mando, y voy de caza porque yo puedo hacerlo. Así lo percibe la víctima, que se siente indefensa y asustada”, alertó la profesora.

Los acosadores, además, siempre reinciden. El periodista Miguel Egea, coautor de la investigación, explicó que son múltiples las situaciones. Desde abusos de poder del profesor a la alumna y a los becarios hasta coacciones entre el personal administrativo. “Dependiendo de cada caso, se activa un protocolo diferente, pero existe un cúmulo de circunstancias que dificulta que las víctimas denuncien, por lo que se acaban convirtiendo en un colectivo muy vulnerable. Y lo que conocemos no es másque la punta del iceberg”, aseguró.

Ley de Transparencia

No son pocas las dificultades que han encontrado los investigadores. Los periodistas denunciaron cierta opacidad de las universidades, remisas a ofrecer datos por temor a manchar su nombre. “Hay un problema de falta de transparencia, y resulta curioso. Aquí todas las universidades quieren convertirse en la Harvard española, pero no se dan cuenta de que ascender en el ranking también pasa por ganar en transparencia. Es un valor añadido. En muchas ocasiones nos hemos encontrado con la cerrazón de los rectorados, lo que nos ha obligado a recurrir a la Ley de Transparencia para conocer los datos”, lamentó Egea.

Cuando una estudiante ve que nadie denuncia y no conoce ningún protocolo de actuación, “su caso se acaba silenciando”. El periodista se mostró convencido de que hace falta poner el foco en todas las vulneraciones de derechos que tienen lugar en las universidades. Esa opacidad, según denunciaron los ponentes, es especialmente llamativa en las universidades privadas, “donde tenemos constancia que existe acoso”, a pesar de que les ha resultado imposible acceder a los datos.

Las universidades públicas se han ido dotando de protocolos de actuación desde 2007. Durante la comparecencia se llegó a plantear la posibilidad de dotar a todas las instituciones académicas de un mismo plan, algo que descartó el experto defendiendo el ámbito competencial de cada universidad.

La UPV/EHU presentó en junio un nuevo protocolo para prevenir las conductas sexistas, en cuya elaboración han participado más de 300 personas del ámbito universitario.

Los investigadores opinaron ayer en el Parlamento que “no es una mala herramienta” pero “el problema surge con el recorrido de la denuncia”.

En ese sentido, es la comisión de Igualdad la que redacta ad hoc la el informe con la denuncia interpuesta por la presunta víctima, pero ese documento “no tiene carácter vinculante”. A partir de ahí, “es el rector el que nombra a un instructor, generalmente experto en legislación laboral pero sin formación en materia de género e igualdad, algo muy necesario”.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902