Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

Alojan por precaución en módulos a 240 alumnos de la ikastola Uzturpe de Ibarra

Una fuga ininterrumpida de agua durante 17 horas en el sótano ha puesto en riesgo la estructura del edificio

Marta San Sebastián - Jueves, 4 de Octubre de 2018 - Actualizado a las 06:03h

Un camión descargando los módulos donde estudiarán los alumnos y alumnas.

Un camión descargando los módulos donde estudiarán los alumnos y alumnas.

Galería Noticia

Un camión descargando los módulos donde estudiarán los alumnos y alumnas.

Ibarra- 240 alumnos y alumnas de la ikastola Uzturpe no han podido empezar el curso en sus aulas, ya que una fuga continua de agua durante 17 horas en el sótano ha puesto en peligro la estructura de uno de los edificios. Mientras los técnicos realizan las evaluaciones correspondientes, los estudiantes han sido distribuidos de forma provisional y por precaución en varios locales de Ibarra y Tolosa, pero ante la previsión de que el proceso se alargue, la ikastola ha decidido instalar en el patio del colegio catorce módulos para los alumnos afectados.

El director del la ikastola de Ibarra, Iker Gibelalde, reconoce que este año el comienzo de curso ha sido realmente duro: “En lugar de estar centrados en temas académicos, estamos ocupados con este asunto que ha surgido de forma totalmente inesperada y que nos está condicionando mucho. Hemos aprovechado el verano para acometer unas obras para modernizar las aulas y redistribuir los espacios, y nos hemos encontrado en esta situación”.

La fuga, no obstante, no está relacionada con las obras. Los hechos se produjeron la noche del 5 al 6 de septiembre, cuando una nueva tubería del sistema para la prevención de incendios se soltó y comenzó a verter agua durante 17 horas, sin que nadie se percatara. “El Consorcio de Aguas de Gipuzkoa detectó un pico en el consumo de agua y se puso en contacto con nosotros. Al día siguiente detectamos en algunas paredes varias grietas que nos alarmaron y que relacionamos enseguida con la fuga de agua”, relata Gibelalde.

La acumulación de agua en el sótano causó un asentamiento, lo cual produjo un movimiento en tres pilares de uno de los edificios que conforman la ikastola, concretamente el que alberga a los alumnos y alumnas a partir de 5º de Educación Primaria y todos los cursos de ESO. “Los técnicos han realizado evaluaciones muy rigurosas y han concluido que solo uno de los edificios está afectado. Nos dicen que por lo menos en los próximos dos meses hay que hacer un seguimiento y también están haciendo sondeos y catas para ver cómo hay que reforzar. Además, están revisando todos los pilares de la ikastola”, puntualiza Gibelalde.

La situación que está viviendo la ikastola Uzturpe ha sido de absoluta excepcionalidad, ya que de los 510 alumnos que tiene el centro 240 se encontraban sin un espacio físico donde poder comenzar el curso.

La dirección del centro no tuvo otro remedio que esforzarse en la búsqueda de soluciones urgentes para poder arrancar el periodo lectivo. Finalmente, los escolares de 5º de Educación Primaria han sido ubicados en los locales municipales de Tttontto (encima del gaztetxe), los de 6º en la casa de cultura, y los estudiantes de ESO han sido derivados a Tolosa, en siete aulas cedidas por el centro CIFP Don Bosco (Escuela de Papel).

La dirección del centro, sin embargo, no ve viable esta solución pasajera a largo plazo. “Nos han dicho los técnicos que las evaluaciones se van a alargar y que pensáramos en un planteamiento para todo el curso. Ahora estamos muy limitados, porque los alumnos no tienen buena conexión a Internet, no hay aulas de apoyo para tecnología o laboratorio, los profesores no tienen donde reunirse... de manera que optamos por la solución de los módulos prefabricados”, detalla Iker Gibelalde.

En la asamblea extraordinaria que convocó la ikastola y a la que acudieron muchos padres y madres, se plantearon dos propuestas: montar varias aulas modulares en el patio de la ikastola y otras en CIFP Don Bosco (Escuela de Papel), o colocar catorce módulos para alojar a todos los alumnos en el patio de la ikastola. “Aunque la segunda opción era más cara, fue la más votada por las familias”, explica el director del centro, que quiere agradecer a la comunidad educativa su comprensión: “Los padres y madres han entendido a la perfección cómo se han desencadenado los hechos, y no hemos tenido ninguna presión ni crítica, sino todo lo contrario”.

Esfuerzo económicoLa ikastola Uzturpe calcula que el alquiler de los catorce módulos y los gastos extras supondrán un desembolso de 125.000 euros. “Acabamos de pedir un crédito para hacer frente a las obras que hemos realizado, y está claro que va a ser un año duro porque este gasto no entraba en nuestras previsiones”, reconoce el director.

La ikastola tendrá que organizar actividades especiales durante el año para recaudar dinero y cuenta con el apoyo de la Federación de Ikastolas. Ante la premura económica, también tendrán que dirigirse al Departamento de Educación del Gobierno Vasco.

Con el montaje de los módulos ya a buen ritmo, esperan que los alumnos diseminados puedan regresar a la ikastola el 15 de octubre. Desde Uzturpe agradecen la generosidad de los ayuntamientos de Ibarra y de Tolosa, del CIFP Don Bosco, y de la Ikastola Laskorain de Tolosa, que también ha mostrado su voluntad de echar una mano.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902