Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

Malestar entre los fabricantes ante el proyecto del nuevo Reglamento de Armas

Es necesario trasponer la directiva europea a la normativa española, mucho más rígida, según la Asociación Armera

J. Zengotitabengoa - Viernes, 27 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:03h

Un cazador sostiene una escopeta durante una jornada de caza.

Un cazador sostiene una escopeta durante una jornada de caza.

Galería Noticia

Un cazador sostiene una escopeta durante una jornada de caza.

donostia- La obsolescencia del Reglamento de Armas que rige en el Estado español desde hace 25 años requiere una profunda revisión del mismo, tanto por resultar anacrónica como por la necesidad de trasponer a España la directiva comunitaria aprobada por la Unión Europea. Sin embargo, la nueva reglamentación, cuya redacción fue encargada a la Guardia Civil por tener competencias en esta materia, ha levantado los ánimos del sector armero por “las enormes restricciones que plantea su propuesta”, según apunta la directora de la Asociación Armera, Marta Gómez y porque “en España está vigente la normativa más restrictiva de todos los países europeos”, a juicio del presidente de esa misma entidad, Jorge Ganzarain.

La propuesta de nuevo reglamento presentada por el instituto armado, que el Ministerio del Interior echó para atrás, supondría mantener la esencia de un proyecto que fue presentado al Gobierno que presidía Alfredo Pérez Rubalcaba. Esa revisión también fue rechazada de plano por gran parte de los sectores implicados. Aquel texto, asegura Gómez, “hubiese supuesto el cierre de todas las fábricas del sector armero” por las leoninas medidas de seguridad que se querían imponer.

Entre esas medidas se establecía un perímetro de diez metros alrededor de cualquier empresa de armas, “con lo que cualquier empresa que estuviese en un polígono industrial debería cesar su actividad”, además de otras peticiones que eran “totalmente absurdas”, en opinión de la Asociación Armera.

Aunque desde esta agrupación reconocen la necesidad de proceder a una homogeneización de las regulaciones a nivel europeo, Gómez critica que “España hace una regulación que provoca importantes sobrecostes a los productores, a diferencia de los fabricantes europeos. Alrededor del 90% de la facturación de nuestros fabricantes va a la exportación y en este mundo globalizado supone que nos colocamos en una situación de desventaja por toda la carga administrativa, de seguridad…, que es desmesurada”, sostiene Gómez.

La actual situación repercute directamente tanto entre los aficionados como entre los vendedores de armas “porque todo repercute en el precio final” de las escopetas o de las armas destinadas al tiro deportivo. Gómez apunta que “para trasladar 50 escopetas es necesario disponer de un transporte de seguridad armado y su correspondiente plan de seguridad, que supone un coste de más de 2.500 euros. Y un envío de 5.000 balas lleva el mismo tratamiento de seguridad”.

Ganzarain se muestra más gráfico al señalar que “un cargamento de escopetas puede circular libremente por Francia, pero cuando llega a la frontera tiene que ser escoltado y a partir de Miranda de Ebro ya no necesita escolta. La realidad es que a los jueces les han quitado la escolta, pero a las escopetas, no”.

Comercio ágil Las quejas planteadas por los armeros responden a que su actividad tiene como finalidad “una apuesta por un comercio ágil. Así es difícil trabajar y nosotros no pretendemos comerciar con calibres ilegales ni nada por el estilo. Simplemente queremos poner en el mercado armas deportivas que son las que siempre han utilizado los cazadores. Nada más”, sostiene Ganzarain, que hace un par de meses fue elegido para estar al frente de la asociación.

Gómez coincide en que el reglamento que está en vigor desde 1993 “dificulta enormemente el comercio, el transporte y la posesión, pero no aporta nada de cara a la seguridad”. Además se muestra muy poco optimista con la nueva reglamentación que “traerá pocos cambios a la normativa española que está muy por encima en rigidez en comparación con la directiva europea”. Ganzarain apunta que “la Guardia Civil ha realizado sus propuestas a espaldas de todo el sector” y critica que “no tienen ninguna gana de dialogar y pretenden imponer medidas absolutamente extremas”.

Ante esa tesitura es necesario que la norma muestre un equilibrio entre la defensa de los intereses de una serie de colectivos y, “en lo que respecta a los fabricantes como sector económico e industrial que son, debería incluir la implicación del Ministerio de Industria, de Comercio. También deberían estar implicadas las Federaciones deportivas de caza y de tiro y, por supuesto, es necesaria una intervención adecuada de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado”, añade Gómez.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902