BERTAKO GAIA

Deba y Mutriku estudian la opción de habilitar un paso provisional sobre la ría

Los consistorios priorizan una solución para los vecinos de Urazamendi, que critican su “aislamiento” tras cerrar el puente

Jabi Leon - Miércoles, 11 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:03h

Aspecto que presenta el viejo puente de piedra que atraviesa la ría de Deba, cerrado desde el hundimiento parcial que se produjo el pasado jueves en su parte central.

Aspecto que presenta el viejo puente de piedra que atraviesa la ría de Deba, cerrado desde el hundimiento parcial que se produjo el pasado jueves en su parte central.

Galería Noticia

Aspecto que presenta el viejo puente de piedra que atraviesa la ría de Deba, cerrado desde el hundimiento parcial que se produjo el pasado jueves en su parte central.

deba/mutriku- El hundimiento parcial del viejo puente de piedra que enlaza los términos municipales de Deba y Mutriku superando la ría debarra ha generado una difícil situación para el cerca de un centenar de familias que vive en el barrio mutrikuarra de Urazamendi, situado en la margen izquierda de la ría.

No en vano, “para garantizar la seguridad” el suceso que tuvo lugar la madrugada del pasado jueves obligó a cerrar al tránsito peatonal (y de embarcaciones) la infraestructura, con lo que los vecinos del citado barrio se ven obligados a recorrer casi dos kilómetros para desplazarse hasta el casco urbano de Deba.

Conscientes de esa realidad, los ayuntamientos de Deba y Mutriku trabajan de forma coordinada para intentar encontrar “lo antes posible” una solución “aunque sea provisional” a la problemática generada. De hecho, los consistorios ya recibieron el pasado lunes el primer informe “para valorar la situación” encargado a las empresas de ingeniería Injelan y Fhecor. Según explica el alcalde debarra, Pedro Bengoetxea, dicho análisis confirma que el incidente “se produjo por el desgaste de la base de uno de los pilares del puente, que se ha hundido cerca de un metro”.

Ahora, ese informe “será estudiado en profundidad” y “en el caso de que se confirme que los pilares laterales están en buen estado, los ayuntamientos trasladaremos a la Diputación y al Gobierno Vasco una propuesta para habilitar sobre el propio puente una pasarela provisional que permita a los vecinos de Urazamendi acceder al casco de Deba”, avanza el primer edil.

De hecho, Bengoetxea reconoce que para los responsables municipales “la prioridad es que los vecinos de Urazamendi padezcan las molestias el menor tiempo posible”.

Por ahora, los consistorios han conseguido que Lurraldebus incorpore a sus servicios habituales sendas paradas en Urazamendi y en Deba;si bien “todavía estamos dialogando para intentar conseguir que los vecinos abonen una tarifa simbólica para realizar ese trayecto”.

Además, los ayuntamientos están estudiando la posibilidad de poner a disposición de los vecinos “un autobús lanzadera que complemente los servicios que Lurraldebus ofrece cada hora y permita realizar los desplazamientos cada 30 minutos”.

Todo ello, sin olvidar que, de cara al próximo curso escolar, las entidades locales también han empezado a trabajar con el departamento de Educación del Gobierno Vasco “para ver cómo se procede al traslado de los aproximadamente 40 chavales de Urazamendi que estudian en las escuelas de Deba”.

malestar vecinalLas personas residentes en Urazamendi no ocultan su malestar por la situación generada tras el obligado cierre de la vieja pasarela que hasta su derrumbe parcial les permitía acceder al casco urbano debarra en unos pocos minutos. Y es que, aunque pertenece a Mutriku, casi todos los vecinos del barrio hacen su vida en Deba, por lo que solicitan a las instituciones públicas “que habiliten lo antes posible un paso provisional que nos permita cruzar la ría”.

Itsaso Antolin y Deba Urizar viven en la casa Ibaigain y reconocen que el cierre del puente ha supuesto “un trastorno” en su rutina diaria “porque ahora para hacer cualquier cosa en Deba tenemos que coger el coche, con el problema de aparcamiento que hay en el pueblo durante el verano”.

La opción de completar el trayecto en bicicleta o a pie no les convence ya que “hay que cruzar la N-634 y hacer un tramo por la carretera que, con el tráfico que suele haber por estas fechas, no es lo más recomendable”.

En la misma línea se pronuncia Isabel Mendibe, una ermuarra de 77 años “fastidiada de la cintura” que pasa “la mitad del año” en su vivienda de Urazamendi. Según sus palabras, “las personas mayores del barrio como mi marido y yo estamos amargadas con la situación generada, por lo que pedimos a las instituciones que, aunque sea de manera provisional, nos habiliten un paso sobre la ría”.

Quien afronta la realidad con otra filosofía es Harri Lasa, un chaval de 14 años que “estando de vacaciones y con buen tiempo” no ve excesivos problemas para ir caminando a la playa o a hacer las compras diarias. El joven afirma que se lo toma “con tranquilidad” aunque reconoce que “la faena es para la gente mayor como la amama, que pasa el verano en nuestra casa y hay que llevarla en coche para que pueda tomar un café o hacer cualquier cosa en Deba”.

También muestra su malestar Haroa Arauco, una vecina con dos niños en casa y que califica de “vergonzosa” la situación que padecen en un barrio en el que “vive mucha gente” y “se ha quedado incomunicado”.

Esta mujer no tiene carné de conducir, por lo que debe recurrir al transporte público para desplazarse al casco debarra. Según cuenta, “tras el cierre del puente nos han habilitado una parada de autobús en el barrio, pero nos cobran los 1,75 euros que cuesta el trayecto entero desde Mutriku (0,94 euros con la tarjeta Mugi)”.

Por su parte, la debarra Rosi Morcillo, que “desde hace casi 20 años” acude semanalmente a Urazamendi “para realizar labores de limpieza en varios portales”, considera que “el cierre del puente ha generado un problema gordo, principalmente para la gente que vive aquí”. Por ello, secunda las reivindicaciones de los vecinos “para que habiliten cuanto antes un nuevo paso provisional sobre la ría”.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902