Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
A por ellos

A por ellos: Leones y ratones

Por Mikel Recalde - Domingo, 20 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:03h

Galería Noticia

Mikel Recalde.

a propósito del entrenador. El tema está de moda. Esta semana me he acordado mucho de mi salida del Diario As para fichar por el NOTICIAS DE GIPUZKOA. Dicho así me siento futbolista, no pagaron cláusula, tranquilos. Lo digo sobre todo por la táctica que está utilizando el Atlético en su intento desesperado por retener a Antoine Griezmann, probablemente el mejor jugador que ha salido nunca de Zubieta. De campo, claro, Arconada es otra historia. “Es mejor ser cabeza de ratón que cola de león”. Es un argumento inteligente y certero, pero me temo por ellos que ya no tienen nada que hacer. A mí también me dijeron esa frase cuando me reuní con el director adjunto del As quien, lo digo agradecido y orgulloso, también trató de persuadirme para que no me marchara. Seguro que también se acordará él de mi respuesta, “lo siento, pero para mí informar de la Real no es para nada ningún ratón”. Para el que no haya caído, y ya en clave txuri-urdin, utilizo este ejemplo para referirme a Unai Emery. Parto de la base de que hay que entender la ambición y el deseo de triunfar en su vida, pero esta vez sí me ha decepcionado por no haber dado el paso definitivo de aceptar la propuesta txuri-urdin. Comprendo que dadas las situaciones de la Real y la suya personal, instalado en la zona noble de los entrenadores, el que más arriesgaría sería él. Pero si tanto quiere a la Real como dice, siempre según mi opinión viéndolo desde otro prisma muy diferente, pienso que debería merecerle la pena. Son ya tres las veces confirmadas que ha dicho que no a propuestas del equipo que ocupa “el 50% de su corazón”. ¿Cuándo piensa venir, cuando ya no le quiera nadie? No me parece ningún marrón sentarse en el banquillo de la Real, viviendo en Hondarribia y cobrando una barbaridad de euros. Otros clubes le pagarán más, pero seguro que no le ofrece la calidad de vida que tendría aquí, algo parecido a un balneario después de su estresante y tensa experiencia en el gigante PSG. Lo siento, a mí me ha sentado mal, muy mal.

Y, ya de paso, quiero romper una lanza en favor de Asier Garitano. Dicho con todo el respeto e incluyéndome, a veces somos muy provincianos. Si fuera francés y hubiese ascendido al Leganés de Segunda B a Primera, le hubiese mantenido dos años en la elite y hubiera alcanzado las semifinales de la Copa eliminando al Villarreal y al Real Madrid, todos estaríamos como locos por su contratación. Como es guipuzcoano, de Bergara, todo son dudas. Me pareció fatal que el entorno del Athletic le hiciera de menos cuando incluso varios medios publicaron que estaba muy cerca de San Mamés. No caigamos en el mismo error, no me gusta que el entorno de mi Real se sienta por encima de personas o rivales. Y por cierto, a nuestro equipo siempre le ha ido mucho mejor con técnicos de perfil medio-bajo, ahí está su historia para consultarlo.

Yo para convencer a Emery le hubiese puesto un vídeo de la despedida de Xabi Prieto y Carlos Martínez. Reconozco que apenas pude disfrutar en el campo, ya que en el momento del acto, estaba escribiendo la crónica del partido, por lo que lo seguí como pude, sin llegar a emocionarme. Es más, tenía a mi lado a mi gran amigo José Luis Lorenzo, que no estaba trabajando, y casi le mando a tomar viento fresco porque era un mar de lágrimas y estaba desconcentrándome. Pero sí que vi el vídeo entero que subió a su web el club. Me pareció impresionante. Gente de todo tipo, niños, jóvenes, adultos y ancianos sin poder contener el llanto. Rotos por la emoción y la nostalgia. Por lo que ya nunca será. Todo por dos jugadores que han elevado a su máxima expresión el respeto y el amor a nuestros colores.

Respeto aunque desapruebo las excesivas reacciones en contra de Iñigo. Pero lo que más le tiene que doler al de Ondarroa, más que los pitidos y el resquemor que provoca su huida al eterno rival, es haber perdido precisamente esto. El reconocimiento y el cariño incondicional de la que era su gente. Despedidas como esta tienen que remover por dentro y martillear la cabeza hasta al más ambicioso cuando se plantee emigrar en busca de horizontes de grandeza que no siempre son lo que parecen ser. De todo el acto, que para mí fue simplemente perfecto, muy guipuzcoano y dando todo el protagonismo a dos héroes con capa txuri-urdin, me quedé con varios detalles que, imagino, para muchos pasaron más inadvertidos. Xabi Prieto no vistió la camiseta con su imagen como escudo. Le conozco, como reconoció en un medio, estaba seguro que esa iniciativa no le iba a convencer. El capitán tuvo su último gesto de grandeza al dejar claro en el club que el homenaje tenía que ser igual para los dos. Y Carlos Martínez, cuyo mérito y bagaje en la Real están casi a la misma altura que los de Prieto, hizo algo espectacular que le define como persona. En la vuelta de honor no se puso a la altura que el 10 salvo cuando trotaron juntos en la zona en la que no hay espectadores en la grada en construcción del fondo sur. Me congratula el hecho de que por fin parece que la Real se está tomando muy en serio el decir adiós a jugadores que han dado brillo a su escudo, porque durante muchos años puede que con responsabilidad de todos, no hemos sabido hacerlo. Y eso en un club que se jacta de tener una identidad propia y que se basa en la cantera simplemente resulta imperdonable.

Otro gesto que no quiero pasar por alto. El cantar a voz en grito todos juntos el txuri-urdin. No hay nada que me emocione más. Y hacerlo en un momento tan sentido simplemente me estremeció hasta el punto de dejar de escribir con piel de gallina. Ahora que queremos convertir Anoeta en una caldera, estaría bien que hiciésemos un pequeño esfuerzo, si se puede llamar así, para antes de cada partido entonar nuestro himno. Hagámoslo como recuerdo de todos esos jugadores que nos hicieron más grandes. Por el amor de nuestra vida. Por Xabi Prieto y Carlos Martínez. La próxima temporada más y mejor, ¡a por ellos!


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902