Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
Eibar 0-1 Getafe

Sin gasolina para viajar por Europa (0-1)

el cansancio castiga el habitual juego intenso y vertical de un eibar que pierde ante el getafe y dice adiós a sus opciones de terminar séptimo

Marco Rodrigo Javi Colmenero - Domingo, 22 de Abril de 2018 - Actualizado a las 06:03h

Pedro León se lamenta ayer en Ipurua tras una acción fallida, con dos futbolistas del Getafe tras él.

Pedro León se lamenta ayer en Ipurua tras una acción fallida, con dos futbolistas del Getafe tras él.

Galería Noticia

Pedro León se lamenta ayer en Ipurua tras una acción fallida, con dos futbolistas del Getafe tras él.

No quiso escudarse Mendilibar, durante su rueda de prensa del viernes, en el más que posible cansancio de sus futbolistas. Dijo el entrenador del Eibar que posiblemente el equipo fuera a acusar ayer el desgaste de una semana con tres jornadas ligueras, pero añadió que en la misma situación se encontraba el rival, el Getafe. Lo que ocurre es que en esto del fútbol hay propuestas y propuestas. Existen diferentes formas de hacer las cosas. Y algunas se ven más perjudicadas que otras cuando el fondo físico escasea. El encuentro entre armeros y azulones puede servir perfectamente como ejemplo. Porque al cuadro azulgrana se le vio espeso, carente de su chispa habitual y algo menos intenso. En el bando contrario, mientras, seguro que a los jugadores del Getafe también les pesaban en las piernas los compromisos recientes. Pero su idea consiste en juntar líneas, exponerse poco y, desde una solidez innegociable, intentar aprovechar algún acercamiento. Les salió de cine, posiblemente porque su plan resulta más fácil de llevar a cabo que el de los locales si las fuerzas flaquean.

El partido, en cualquier caso, tuvo su historia. Arrancó con el ritmo propio de un encuentro que empieza a la una del mediodía con más de 25 grados de temperatura. Lento, muy lento. Al Getafe le interesaba que transcurrieran los minutos sin que nada pasara. Y el Eibar no podía encerrar a los madrileños en su área como acostumbra a hacer con casi todos sus adversarios en Ipurua. Se nota, y mucho, que Mendilibar no dispone de delanteros suficientes para bombardear a los rivales con centros constantes desde ambos bandos. Ayer, con Enrich lesionado y Charles en el banco, salió de inicio Kike, con Rubén Peña algo escorado a la izquierda y Orellana en la mediapunta. Muchas veces el dibujo o esquema de un equipo resulta meramente anecdótico, pero no es el caso de los armeros, que se sienten comodísimos con su habitual 4-4-2. Si se separan de él, malo.

gol del getafeLa larga fase de tanteo se prolongó hasta que, en el minuto 23, el Getafe aprovechó ese error del rival que con tanta paciencia suele saber aguardar. Fajr recibió en la banda derecha y envió al área un centro a pierna cambiada, con la zurda, que se tragó en el segundo palo Capa. A su espalda esperaba el balón Olivera, cuyo cabezazo cruzado superó a Dmitrovic. Tras el gol, el Getafe fue más Getafe que nunca. Y el Eibar recuperó su funcionamiento habitual, con Orellana en la izquierda y Rubén Peña de segundo punta acompañando a Kike García. Mejoraron los armeros, pero nunca pareció suficiente.

Tras un inicio igualado, el Getafe marcó en el minuto 23 y el Eibar pasó a dominar territorialmente, pero sin crear excesivo peligro

Lideró los ataques azulgranas un buen Pedro León. Pegado a la línea de cal, el murciano ha encontrado un socio inesperado en David Lombán, cuyas diagonales largas sirvieron ayer para superar líneas del rival. Precisamente en las botas del central nació la ocasión más clara para empatar de la que dispuso el Eibar durante todo el choque. León recibió uno de esos envíos aéreos de Lombán, dribló hacia fuera a Cabrera y probó con un zurdazo que Guaita rechazó con apuros. Ahí estaba Kike para intentar rematar la jugada, pero la acción fue tan rápida que no tuvo tiempo para girar el tobillo y marcar a puerta vacía. Así terminó la primera parte.

La segunda, mientras, concluyó en el minuto 98, prueba irrefutable de que el Getafe hizo todo lo que pudo para ralentizar el partido. Los azulones, eso sí, perdieron a dos futbolistas por lesiones serias (Cabrera y Oliveira) que poco tuvieron que ver con simulaciones, y además combinaron su pausado ritmo con un orden a prueba de bombas. Así, abortaron siempre las intentonas de un Eibar cuyo depósito de gasolina resulta suficiente para viajar por la Liga con garantías, pero se queda corto si de lo que se trata es de cruzar Europa.

josé luis mendilibar

0-1


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902