Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
A por ellos

A por ellos: Diccionario Olabe-Español

Por Mikel Recalde - Domingo, 8 de Abril de 2018 - Actualizado a las 06:03h

Imanol se dirige a sus jugadores durante el entrenamiento de ayer en Zubieta.

Imanol se dirige a sus jugadores durante el entrenamiento de ayer en Zubieta. (Foto: Gorka Estrada)

Galería Noticia

Imanol se dirige a sus jugadores durante el entrenamiento de ayer en Zubieta.

Supongo que fue un momento tan divertido como incómodo. Lo más gracioso de la historia es la extrema seriedad de las dos personas que lo sufrieron, Olabe y Emery. Sucedió cuando eran director deportivo y entrenador del Almería. En una de las clásicas comidas de confraternización que suelen organizar los medios para presentarse, y que se completan con una entrevista, a uno de los periodistas, que, por cierto, tenía una buena relación con ellos, se le fue la mano con el vinito y entró en bucle. Llegó hasta un extremo en el que, ajeno a la conversación y ante la estupefacción de los presentes, solo repetía la palabra “Olaaaabeeeee” y cuando coincidía con la mirada del ahora técnico del PSG, que estaba sentado en la otra esquina de la mesa, le decía “E-me-rí”, acentuado en la i. El nuevo director de fútbol, que no daba crédito, avisó a otro periodista que como volviese a repetir su nombre se levantaba y se iba. En definitiva, un show que, de haber sido dos entrenadores con distinto perfil, pudo haber resultado tronchante, pero que con la formalidad de nuestros paisanos acabó por convertirse en un mal trago, nunca mejor dicho.

La puesta en escena de Olabe 3.0 discurrió por los cauces esperados. Nadie va a cambiar su forma de ser y de actuar tantos años después. Me parece normal que a muchos les chirríe su pomposa forma de expresarse, con ese lenguaje tan técnico y rebuscado, y que se refiera a sí mismo en tercera persona. Imagino que son los mismos que jamás aceptaron o siempre recelaron que un tolosarra como Juanma Lillo se expresara en argentino. Entendiendo todas las opiniones y actitudes, sinceramente a mí me da bastante igual. Lo único que me enerva de Olabe es lo complicado que resulta su forma de expresarse para transcribir sus palabras. Fui uno de los pocos que me tragué la entrevista de 52 minutos que le hizo la ecuatoriana Radio La Red y confirmo que estuve cerca de cortarme las venas, porque además se gustaba al versar la mayoría de las preguntas sobre sus temas preferidos. Pero, como dijo Aperribay, y recordó Loren en una entrevista, no se puede tener siempre una diana en la Real. Lo más importante es que se trata de un técnico con una reputación y con más experiencia. Desde luego muchísima más que la que contaba su predecesor cuando llegó al cargo y estuvo nada menos que nueve años. Vamos a dejarle trabajar y ya tendremos tiempo para elogiar o criticar su labor que, aunque muchas veces lo olvidamos y los protagonistas pretendan desmarcarse de ello, dependerá única y exclusivamente de que la pelotita entre. Así de simple. Por cierto, no deja de sorprender que muchos que defendían hace un año que se marchó por un tema personal y que no tuvo ningún problema con nadie sean ahora los que hablan sin tapujos de sus desencuentros en Zubieta. Nada nuevo bajo el sol.

Olabe estuvo inteligente en su presentación, habló mucho más claro que de costumbre, dejó algún dardo envenenado a sus antecesores (“más exigencia”) y habló sin tapujos de “regenerar la primera plantilla”. De primeras, en frío, su diagnóstico me parece atinado. Ahora deberá llevarlo a la práctica, algo que sin duda será más complicado pese a que, como quiso matizar el jueves en Bilbao, “la Real goza de una muy buena salud, es un proyecto sólido, estable. Ahora mismo estamos pasando por un momento de comienzo, de reinicio, de reconstrucción, pero no con la idea de club, de modelo, de filosofía, simplemente focalizado en lo que ocurre en el primer equipo”. Impecable.

Pero a mí lo que más me gustó de su rueda de prensa es que recalcara la importancia que tenían los ocho partidos que restan para el final del campeonato. En el mundo del fútbol son vitales las dinámicas y la mejor forma de arrancar bien la próxima temporada, que ya es nuestra principal preocupación dada la deprimente (sí, ese es el término, Aperribay) campaña que ha completado el equipo. Goyo Manzano solía decir que no le gustaba fichar futbolistas de equipos descendidos porque llegaban con la mente acostumbrada a perder. Lástima que Bakero no asistiese ese día a clase y no aplicase dicha máxima cuando construyó la plantilla que acabó con sus huesos en Segunda en 2007.

A mí el partido de Eibar me dejó de bajón, pero cuando descendieron las pulsaciones (tampoco me altero demasiado ya este año) la verdad es que entendí a Imanol. Él no tiene la culpa de la decadente situación que se ha encontrado, por lo que me parece hasta lógico que el denominador común de sus decisiones fuese la precaución. Pero el oriotarra también debe comprender que, en un curso así, al aficionado txuri-urdin le siente mal que el equipo sea incapaz de vencer en casa del hermano pequeño y que durante muchos minutos esté totalmente sometido y encerrado en su área. En el manual de supervivencia para lo que resta de temporada, se encuentra la necesidad de no enfadar más a su parroquia y de tratar sobre todo de sacar adelante los cuatro partidos de Anoeta. Uno de ellos, el derbi, como obligación ineludible. Pero eso será otra historia. Ya no llegarán a Europa, pero ver cómo le siguen superando rivales en la tabla continúa escociendo. Todo lo que pasa en el verde con la txuri-urdin tiene su importancia. Así que si se puede firmar el póquer de victorias para maquillar la estadística en casa mejor que mejor. Primera etapa, Girona. Tres puntos. ¡ A por ellos!


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

    • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
    • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902