Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
el futuro de puigdemont

Un nuevo escenario y varias salidas

la decisión de los jueces alemanes abre diversas hipótesis jurídicas tanto para los políticos soberanistas en prisión como para los huidos

Un reportaje de Txus Díez - Sábado, 7 de Abril de 2018 - Actualizado a las 06:03h

Puigdemont interviene tras la aprobación de la DUI junto a varios de los huidos y encarcelados.

Galería Noticia

Puigdemont interviene tras la aprobación de la DUI junto a varios de los huidos y encarcelados.

La decisión del Tribunal Regional Superior de Schleswig-Holstein de eximir a Carles Puigdemont del delito de rebelión por los acontecimientos del pasado otoño ha dado un giro de 180 grados a la partida de ajedrez judicial que libran el Estado y los encausados por liderar el procés. Son varias las salidas posibles para esta situación.

suspender la orden La que más fuerza tenía ayer era la de que el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena consiga ganar tiempo y suspender temporalmente la euroorden, sin retirarla, mediante la elevación de una cuestión prejudicial, una consulta al Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) de Luxemburgo sobre la negativa de los jueces alemanes a secundar la acusación de rebelión.

La consulta, a la que se adheriría la Fiscalía del Estado alegando que Alemania debió limitarse a prestar a España “un apoyo práctico y administrativo”, según anunció ayer el propio organismo, plantearía cómo deben interpretarse las normas que regulan las órdenes internacionales de detención en la UE. Indirectamente podría suponer cuestionar si los jueces alemanes se han extralimitado, si han sido correctamente aplicadas esas normas, informa la agencia Efe.

De optar por esta decisión -Llarena no actuará como mínimo hasta que el Supremo reciba oficialmente la negativa alemana a acusar a Puigdemont de rebelión-, el president cesado quedaría de forma temporal fuera del proceso penal, y el Supremo a la espera de un nuevo giro jurídico a favor de sus tesis.

En diciembre pasado el juez Llarena ya avanzaba su intención de que los acusados sean juzgados en igualdad de condiciones

ampliar la ordenPor otro lado, la consulta al TJUE también puede desarrollarse en torno a cuáles son las acciones que Llarena puede tomar tras la decisión alemana. Se abriría así la puerta a una nueva petición con nuevos delitos a Alemania que, en todo caso, no daría una muy buena imagen de la Justicia española, seriamente tocada por el varapalo de los jueces de la región de Schleswig-Holstein. No hay que olvidar además que la decisión llega después de varias sentencias europeas desfavorables para España, principalmente en materia de lucha antiterrorista y respeto a los derechos humanos.

retirar la ordenOtra posibilidad a la que puede agarrarse Llarena es aquella por la que ya optó en diciembre, cuando ante las reticencias de Bélgica a aceptar el delito de rebelión decidió retirar la euroorden. El juez se reservaría así la posibilidad de repetir la jugada del pasado 25 de marzo y esperar a que Puigdemont salga de Alemania para tratar de forzar su detención en otro país más proclive a avalar sus tesis. En todo caso, una vez gastada la bala germana no parece una opción que contribuya a restaurar la imagen en Europa de la Justicia española.

un delito, dos juiciosSi Llarena opta por seguir adelante con la euroorden y Puigdemont es entregado por malversación solo se le podría juzgar por ese delito y los otros doce procesados lo serían también por rebelión. Éstos podrían recurrir dada la evidente situación de desigualdad, y el propio Llarena ya señaló en el auto del 5 de diciembre en el que retiraba la euroorden belga que lo hacía precisamente porque podría generar “respuestas contradictorias y divergentes para los distintos partícipes”.

rebajar todas las acusaciones No es desde luego el escenario más probable dada la contundencia de la actuación judicial contra el procés, pero es otra de la posibilidades sobre la mesa. Si Puigdemont es extraditado por malversación, y en aras a aplicar el mismo rasero a todos los acusados, Llarena podría rebajar las acusaciones de los otros doce procesados con lo que ello implicaría tanto de cara a un eventual juicio o condena como a las actuales medidas cautelares impuestas. La respuesta del Estado al procés, que Rajoy ha fiado únicamente a la acción judicial, quedaría así sensiblemente devaluada.

la situación de los huidosLa salida de prisión de Puigdemont se sigue con ansiedad desde las cárceles de Estremera y Alcalá Meco, pero también desde Bélgica, Suiza y Escocia. En Bruselas, los exconsellers Toni Comín (acusado de rebelión, como Puigdemont), Meritxell Serret y Lluís Puig quedaron en libertad restringida el jueves tras presentarse ante un juez belga y después de reactivar Llarena la euroorden.

En Suiza están Anna Gabriel (CUP) y Marta Rovira (ERC). A la primera solo se le acusa desde España de un delito de desobediencia y no pesa sobre ella orden alguna de detención fuera del Estado, pero a Rovira se le imputa rebelión y por tanto sí se ha solicitado a Suiza su detención. En ese contexto ha sido detenido y puesto en libertad en España el informático Hervé Falciani, cuya extradición demanda Suiza y que podría ser una moneda de cambio para lograr la captura de Rovira. Por último, la exconsellera Clara Ponsatí está a la espera de que la Justicia escocesa se pronuncie sobre su situación. Acusada también de rebelión y actualmente en libertad bajo fianza, ha sido citada de nuevo el próximo día 12.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902