Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
Venezuela

La UE pide a Maduro suspender las elecciones a la Asamblea Constituyente

La alta representante para la Política Exterior, Federica Mogherini, no excluye sanciones si se produce la votación

Martes, 18 de Julio de 2017 - Actualizado a las 06:11h

La alta representante para la Política Exterior, Federica Mogherini, hace pública la postura de la Unión Europea sobre Venezuela.

La alta representante para la Política Exterior, Federica Mogherini, hace pública la postura de la Unión Europea sobre Venezuela. (Foto: Afp)

Galería Noticia

La alta representante para la Política Exterior, Federica Mogherini, hace pública la postura de la Unión Europea sobre Venezuela.

Bruselas/caracas- La alta representante de la Unión Europea (UE) para la Política Exterior, Federica Mogherini, instó ayer al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, a “suspender” el proceso electoral para una Asamblea Constituyente y advirtió de que “todas las opciones”, como las sanciones, están sobre la mesa. “Creemos que sería útil si el Gobierno (venezolano) buscase gestos políticos para desescalar las tensiones, crear mejores condiciones para reanudar el trabajo hacia una solución pacífica negociada y suspender el proceso de elegir una Asamblea Constituyente”, indicó Mogherini en una rueda de prensa al término de un Consejo de ministros de Exteriores de la UE.

“Obviamente siempre están todas las opciones sobre la mesa para su consideración política”, agregó al ser preguntada por la posibilidad de aplicar sanciones al régimen de Maduro si convoca las elecciones de la Constituyente, previstas para el próximo 30 de julio. “Espero que el tiempo de ahora al 31 de julio pueda utilizarse sabiamente para buscar la unidad del país y evitar cualquier otra escalada”, indicó la política italiana.

Mogherini dijo sobre el resultado de la consulta convocada el domingo por la oposición venezolana que “muestra que hay una voluntad del pueblo de Venezuela de tener una solución urgente pacífica a sus dificultades, que son muchas”.

“Gran parte de la población claramente no parece apoyar la Asamblea Constituyente. Convocar esas elecciones a la Asamblea corre el riesgo de polarizar más el país y de incrementar la confrontación”, apostilló, y enfatizó que la violencia en el país “ya se ha llevado demasiadas vidas y corre el riesgo de escalar más la situación” de cara a esa convocatoria a las urnas.

El ministro español de Exteriores y Cooperación, Alfonso Dastis, dijo ayer en una intervención durante el Consejo que la celebración de un referendo constituyente sería un paso de “difícil retorno”.

Por ello consideró que no habría que descartar en ese contexto examinar la posibilidad de sanciones específicas, individuales y selectivas, a fin de evitar continuar en una situación de “parálisis”, indicaron fuentes diplomáticas.

Por otra parte, Mogherini destacó la importancia de que los países de la región se impliquen en la búsqueda de una salida a la crisis “con, por ejemplo, la creación de un grupo de amigos aceptado por ambos, el Gobierno y la oposición, para acompañar la negociación de una solución pacífica”. En su opinión, “aún hay espacio para retomar negociaciones serias” con el acompañamiento de ese “grupo de amigos”.

“La región es lo suficientemente diversa para ofrecer muchos participantes diferentes a ese grupo y estaríamos más que felices en apoyar tal proceso regional por todos los medios”, dijo. La jefa de la diplomacia comunitaria admitió que la situación en Venezuela “nos preocupa mucho” ya que “tenemos muchos ciudadanos con doble nacionalidad allí”. “Hemos trabajado mucho por la paz y la estabilidad regional, incluyendo Colombia. Tenemos tan buenas relaciones con los países de la región, incluyendo con el Caribe, que sentimos cierta responsabilidad política y moral de intentar apoyar y ayudar de todas las maneras posibles”, concluyó.

Los resultados de la consulta popular que se realizó este domingo en Venezuela arrojaron que el 98,4% de los participantes (7.186.170 personas), votaron que rechazan la formación de la Asamblea Nacional Constituyente que promueve el presidente, Nicolás Maduro, para cambiar la Constitución.

El rector de la Universidad Pedagógica Experimental Libertador (UPEL), Raúl López, que forma parte de la “comisión de garantes” de este plebiscito opositor, dijo que al menos el 98% de los participantes votó que rechaza la asamblea constituyente. La junta de académicos celebró que en la jornada hayan participado un total de 7.186.170 venezolanos pese a que se trató de una actividad realizada al margen del Poder Electoral, que no apoyó la convocatoria opositora.

En el proceso se les preguntó a los venezolanos si rechazan la asamblea constituyente impulsada por Maduro, si piden a las Fuerzas Armadas que protejan la Carta Magna vigente y si aprueban la remoción de los titulares de los Poderes Públicos, acusados de servir al chavismo;la celebración de elecciones y la conformación de un gobierno de unidad nacional.

Que el Ejército cambie de ladoEl 98,5% votó afirmativamente para pedir a las Fuerzas Armadas que obedezcan las decisiones de la Asamblea Nacional (Parlamento), de mayoría opositora, un órgano declarado en desacato por el Tribunal Supremo de Justicia desde el año pasado, lo que ha impedido que sus decisiones tengan efectos prácticos.

Además, el 98,3% del total de participantes (7.186.170) aprobó que se renueven los poderes públicos, se llame a elecciones “libres y transparentes” y se conforme un Gobierno de transición y de “unidad nacional”.

Estos resultados, remarcaron los rectores, fueron alcanzados pese a que el proceso contó con una maquinaria siete veces menor a la que usa el Consejo Nacional Electoral en una elección nacional. La cifra obtenida por los opositores es, sin embargo, inferior a los 7.587.579 votos que acumuló Maduro en 2013 cuando fue elegido jefe de Estado y venció al líder opositor Henrique Capriles por menos de dos puntos porcentuales.

El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela (AN, Parlamento), el opositor Julio Borges, aseguró ayer que, tras el resultado obtenido en la consulta popular celebrada este domingo contra la elección de una Asamblea Nacional Constituyente, se comenzará una fase de “presión” sobre el Gobierno de Nicolás Maduro. “En esta fase viene la presión, la escalada, la materialización, de las razones por las cuales la gente pidió ese ;el mundo y Miraflores (sede del Gobierno) deben escuchar el grito de todo un país”, dijo el parlamentario en una entrevista con la emisora privada Éxito.

Los opositores lograron ayer la participación de 7.186.170 venezolanos en una consulta que fue hecha por los partidos políticos y los ciudadanos sin el respaldo del Consejo Nacional Electoral. - Efe


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902