La resurrección de Basozabal

La Diputación se suma al Gobierno Vasco y al Consistorio azpeitiarra para restaurar uno de los pocos palacios civiles integrados en un casco histórico de Gipuzkoa.

Reportaje y fotografía de Jabi Leon - Sábado, 15 de Julio de 2017 - Actualizado a las 06:11h

Fachada exterior del palacio Basozabal de Azpeitia, que se añadió al edificio original en el siglo XVII.

Galería Noticia

Fachada exterior del palacio Basozabal de Azpeitia, que se añadió al edificio original en el siglo XVII.

Gipuzkoa puede presumir de contar en su territorio con numerosos palacios originarios de la época medieval que se encuentran protegidos por su indudable interés histórico y artístico. Sin embargo, apenas cuenta con unos pocos edificios civiles integrados en los entramados urbanos de las partes viejas de sus localidades.

Sin lugar a dudas, uno de los más destacables es el palacio Basozabal de Azpeitia;un inmueble de estilo renacentista castellano construido entre los siglos XIV y XV que a lo largo de sus seis siglos de historia siempre ha sido utilizado como residencia. Primero de los Basozabal, que eran “unos señores de la villa que se dedicaban al comercio y tenían un gran poder económico” y más tarde ”de otras familias nobles del pueblo”.

A pesar de que en el año 1964 fue declarado monumento por el Ministerio de Cultura y 20 años más tarde el Gobierno Vasco lo declaró bien cultural en la misma categoría, el paso del tiempo pasó factura al singular edificio, que se fue deteriorando de manera progresiva hasta que el Ayuntamiento lo adquirió en el año 1990 y procedió a la consolidación de sus fachadas exteriores (la que da hacia la parte vieja data del siglo XV y la que mira hacia el río Urola es del siglo XVII).

Sin embargo, la restauración de las fachadas del histórico edificio no detuvo el deterioro de la estructura interior (de madera) de un inmueble al que sus particulares características arquitectónicas (tiene varias galerías traseras y un patio interior central que organiza el espacio en torno a él) le convierten en “un elemento de singular importancia del patrimonio de Gipuzkoa”.

Por ese motivo, el Consistorio azpeitiarra inició en el año 2014 un proceso encaminado a analizar las opciones existentes para dar un uso al palacio Basozabal tras su rehabilitación.

Al tratarse de un edificio protegido, los responsables municipales tuvieron que descartar la posibilidad de destinarlo a equipamiento hotelero o a cualquier otra actividad que implicara la modificación de sus estancias interiores.

Así, finalmente se decidió rehabilitar el palacio para ponerlo a disposición de vecinos y visitantes. Concretamente, en la planta baja se acondicionará una oficina de turismo, en la primera planta un centro de interpretación y de exposición y en los dos pisos superiores un salón de actos, un aula de formación, una sala multiusos y una biblioteca. Todo ello, “manteniendo las dimensiones y características originales de los espacios”.

un proyecto ambicioso El proyecto para rehabilitar el palacio Basozabal de Azpeitia supondrá una inversión de 642.000 euros, de los que 300.000 euros serán aportados por el Gobierno Vasco, 200.000 euros por el departamento de Cultura de la Diputación Foral de Gipuzkoa y la cuantía restante por el Consistorio de la villa de Urola Erdia.

Precisamente, el departamento que lidera el diputado foral de Cultura, Denis Itxaso, se sumó ayer al proyecto rubricando un convenio de colaboración con el alcalde azpeitiarra, Eneko Etxeberria.

Según explicó el propio Itxaso durante la firma del acuerdo, los trabajos que se van a llevar a cabo “tienen un objetivo claro y es darle al edificio un uso”. A su entender, “en Gipuzkoa tenemos muchos inmuebles de gran valor cultural y no nos podemos permitir el lujo de tenerlos vacíos y sin ningún uso, porque así es como se deterioran”.

En la misma línea, el diputado de Cultura manifestó que “la recuperación del palacio Basozabal para usos culturales y su puesta al servicio de la difusión de distintas facetas turísticas, artísticas o creativas vinculadas a Azpeitia encajan perfectamente con los objetivos de nuestro departamento y dotan de pleno sentido a las obras que van a realizarse”.

Los trabajos ya están en marcha y, según las previsiones, concluirán “para fin de año”. A partir de ahí se procederá a equipar el palacio, que estará en condiciones de poder empezar a ofrecer sus nuevos servicios “para la Semana Santa de 2018”.

las claves

“No podemos permitirnos el lujo de tener vacío y sin uso un palacio del valor cultural del de Basozabal”

denis itxaso

Diputado foral de Cultura

“Si no es el único, es de los pocos palacios civiles de Gipuzkoa integrados en la parte vieja de un pueblo”

eneko etxeberria

Alcalde de Azpeitia

el palacio basozabal


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902