Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

Proyecto Hombre pide más rigor para evitar que los menores beban alcohol

Exige que se aplique también la normativa existente para los jóvenes en el consumo de drogas

Europa Press - Martes, 27 de Junio de 2017 - Actualizado a las 11:03h

Botellón en Donostia.

Botellón en Donostia. (Iker Azurmendi)

Galería Noticia

Botellón en Donostia.

Valladolid - Fundación Proyecto Hombre ha reclamado proteger especialmente la salud de los menores con respecto al consumo de drogas y ha pedido más regulación y control de la normativa existente para evitar que estos jóvenes beban alcohol y accedan a otras sustancias presentes en grandes concentraciones como los botellones.

Así lo expresó la directora de Proyecto Hombre, María Paz de la Puente, quien presentó la memoria de la organización correspondiente a 2016 en una rueda de prensa ofrecida ayer junto al presidente de Fundación Aldaba-Proyecto Hombre, Francisco Fernández Cilleruelo;la directora de Programas, Ana Macías Rodríguez;y el responsable del Centro de Estudios, José Luis Rodríguez.

De la Puente afirmó que mantienen la preocupación por el consumo de alcohol y otras drogas en menores a pesar de un "aparente optimismo numérico" que muestra una estabilización en las prevalencias de consumos, un descenso en algunas sustancias o la sensación de que se produce un incremento en las edades de consumo.

A pesar de ello, que no dejan de ser "números", manifestó la necesidad de proteger especialmente a los menores, para lo que ha incidido en que hay una regulación y se debe hacer un control de la normativa respecto al uso y dispensación de drogas, especialmente de alcohol.

En este contexto, calificó de "dramático" ver que en torno a la celebración de San Juan se observa a menores comprando botellas de alcohol y consumiendo de manera abusiva, algo que va en contra de una doble normativa que pasa por la prohibición de beber en la vía pública y la de vender alcohol a menores de edad.

Sin embargo, muchos jóvenes acuden a los botellones, en los que quien acude y no bebe tiene posibilidades de hacerlo y entre los que ya lo hacen pueden acceder a drogas como cannabis e iniciarse en el consumo.

Además, aconsejó más control y supervisión de las familias y establecer alternativas de ocio para los jóvenes, al tiempo que de forma "transversal" considera que hay una obligación de incrementar la percepción social del riesgo asociado al consumo de las drogas.

Asimismo, hizo un llamamiento para que quienes acudan a urgencias con intoxicaciones etílicas firmen el consentimiento para que la organización pueda intervenir a través del proyecto Ícaro, que trata de prestar una atención temprana a quienes acuden a centros hospitalarios en estas situaciones, para lo que se colabora con las consejerías de Sanidad y Familia e Igualdad de Oportunidades de Castilla y León.

A este respecto, María Paz de la Puente advertió de que hay una "demonización" del tabaco, una relativización del consumo de alcohol y un "doble discurso" con el cannabis que se dirige por un lado a los riesgos y, por otro, a su legalización. La directora de Proyecto Hombre explicó que, tal y como se recoge en la memoria de 2016, se ha atendido a 125 menores abusadores de drogas en situación de vulnerabilidad además de a 168 padres o tutores de los mismos y se ha tenido un 70 % de éxito.

En la mayoría de los casos la intervención se produce ante una baja o nula percepción del riesgo y se tarda en pedir ayuda unos dos años desde que se detecta alguna situación anómala en el menor, explicó De la Puente, quien ha agregado que además se observa una diferencia muy grande entre chicos y chicas, ya que el 82 % de las personas atendidas son varones frente a sólo un 18 % de mujeres. Por ello, en Proyecto Hombre se preguntan qué ocurre con las chicas y qué hay que hacer para que también ellas accedan de manera libre y voluntaria al programa. 


Datos sobre las mujeres


Entre los afectados más vulnerables, el 58 % posee solo estudios primarios y tiene un paro de larga duración en un 34 % de los casos (desempleados en los últimos tres años). José Luis Rodríguez llamó la atención sobre la evolución en los últimos cinco años, ya que el porcentaje de mujeres que reciben tratamiento ha pasado del 15,4 al 19 %, aunque sigue siendo todavía bajo según los estudios realizados.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902