Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
Odón Elorza | alcalde de donostia en 1992

“Fue una apuesta de resultado positivo, pero muy arriesgada;algunos sufrimos mucho”

Odón Elorza fue alcalde de Donostia durante 20 años, entre 1991 y 2011. La salida del Tour supuso uno de sus primeros retos como máximo gestor de la ciudad

Marco Rodrigo - Lunes, 26 de Junio de 2017 - Actualizado a las 06:02h

Odón Elorza.

Odón Elorza. (Foto: Ruben Plaza)

Galería Noticia

Odón Elorza.

Donostia- Usted asumió la alcaldía de Donostia en 1991, con la salida del Tour en Donostia ya definida durante el mandato previo de Xabier Albistur. ¿En qué consistió el trabajo a lo largo de aquel año previo a la cita?

-Lo más significativo, lograr el compromiso por parte de los directivos del Tour de Francia de celebrar la salida en Donostia, ya estaba cerrado. Y después hubo que cuidar distintos aspectos relativos a la organización, algo de lo que se ocupó un equipo liderado por José Luis Arrieta, que trabajó con todo el mimo y el cariño posibles para que aquel fin de semana se saldara con éxito. En lo meramente deportivo, no hubo problemas. Era un grupo de gente con muchísima experiencia en pruebas ciclistas y, por mucho que nos enfrentáramos a las tareas logísticas de una carrera tan grande, jugábamos sobre seguro.

Los quebraderos de cabeza vinieron relacionados con la situación socio-política existente durante aquella época...

-Eran momentos difíciles. Vivimos una serie de tensiones con la izquierda abertzale, con amenazas, pancartas, dificultades... Tenga en cuenta que aquellas etapas del Tour implicaban la utilización de todo el centro de la ciudad, de los hoteles de la misma e incluso de toda Gipuzkoa, cuya geografía recorría la primera etapa. Se trata de un terreno muy extenso en el que, en cualquier momento, se podía producir un corte, una manifestación u otras cosas más desagradables aún.

Llegó a producirse una explosión en el parking de Okendo.

-Sí, en la víspera de la salida. En cualquier caso, pienso que todos los obstáculos que se presentaron fueron sorteados con mucha habilidad para que, finalmente, el acontecimiento resultara un éxito. Es gratificante, porque el compromiso de albergar el Tour suponía unos riesgos que el equipo técnico que le mencionaba antes supo gestionar de forma maravillosa. Emplearon meses en cuidar absolutamente todos los detalles de un evento que abarcaba en torno a cinco días de actividad frenética: la llegada previa de los equipos a la ciudad, su alojamiento en los hoteles, las jornadas de competición...

En 1992 no existían las redes sociales, ni siquiera Internet. ¿Qué impacto calcula que tendrían las imágenes televisivas de Donostia emitidas para todo el mundo?

-Seguro que importante, aunque lo que principalmente se buscaba organizando aquella salida del Tour era proporcionar una satisfacción a la afición ciclista de Gipuzkoa y del País Vasco, que se merecía el esfuerzo logístico y económico realizado. Eso, de entrada. Y, por otra parte, y al hilo de su pregunta, también buscábamos promocionar la ciudad de puertas hacia afuera. Desafortunadamente, las noticias nuestras que durante aquella época se recibían en el exterior eran básicamente negativas, por culpa del terrorismo. Repito: fue una apuesta muy arriesgada. Así que esas imágenes emitidas para todo el mundo, recogiendo la belleza de la ciudad, supusieron una especie de compensación para todo lo vivido previamente.

¿Temieron por el correcto desarrollo del acontecimiento?

-Hubo días muy agitados, que vivimos con una preocupación importante.

Pero antes me hablaba de “éxito”, por lo que deduzco que su recuerdo es positivo...

-Sí, el recuerdo es positivo, sobre todo por la gente que se la jugó organizando aquello. Tuvieron que llevar a cabo quiebros importantes y debieron, digámoslo así, dialogar mucho para que el conjunto de la programación de aquel fin de semana se desarrollara con normalidad y, por tanto, con éxito: carrera, alojamientos, seguridad, publicidad... Me quedo con que organizar la salida del Tour fue algo que había que hacer y que resultó positivo para la ciudad, pero también con que hubo un grupo de gente, en el que me incluyo, que sufrió mucho. Hay cosas que, o se viven en primera persona, o no se viven. Quien no las vive no se entera.

¿Se le pasó por la cabeza intentar repetir aquello durante los 19 años posteriores que vivió como alcalde?

-No, sobre todo porque organizar una salida del Tour de Francia suponía ya un hecho vivido, algo que ya se había visto en la ciudad. Y, por lo tanto, nunca nos lo volvimos a plantear. Ni siquiera lo intentamos.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902