Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
chavela

Voz de soledad

por Juan Zapater - Viernes, 23 de Junio de 2017 - Actualizado a las 06:03h

Cartel de la película 'Chavela'.

Cartel de la película 'Chavela'. (GOLEM.ES)

Galería Noticia

Cartel de la película 'Chavela'.

Aunque al comienzo de este testimonio fílmico, en una entrevista grabada en 1991, Chavela Vargas diga que lo importante es el futuro, que el pasado poco o nada importa, las documentalistas Catherine Gund y Daresha Kyi no hacen sino bucear en el origen de la incontrolable Vargas para construir su historia. Intentan desentrañar la clave de una naturaleza extraordinaria. Sabemos que es una búsqueda infructuosa porque, desde el primer plano, se adivina que las directoras están cautivadas por la voz de Chavela, por la presencia del mito, por la leyenda. Su documental se sabe rendido, entregado, enamorado y, aunque en esta hagiografía emocionante y emocionada aparezcan luces que permiten intuir la zona de sombras de Chavela, el documental va a otra cosa.

Para el público español conformado en los años de la movida, la Vargas de sus últimos conciertos fue (re)descubierta por Almodóvar. Era, por aquel entonces, una septuagenaria de rostro cuarteado, con voz de tequila y soledad. Era una superviviente que supo de Frida Kalho y de Ava Gadner. Era como ellas, una pura sangre tan transgresora como víctima de su herida íntima.

A lo largo de hora y media, Gund y Kyi ordenan un magnífico material documental, lo sazonan con sus canciones, lo ilustran con sus amantes, lo relatan con las declaraciones de quienes, de un modo u otro, supieron de ella, la amaron y la sufrieron. Pero del sufrimiento, de la Vargas insaciable, de la adicta a la última copa, se nos evitan duelos y quebrantos. Sí se repite, como un mantra, el desamparo de la niña que fue, la condena de la lesbiana que iluminaba el escenario a cambio de guardar silencio fuera. Con sordina y con sobreentendidos, se nos describe el insalvable tributo de ser mujer entre gallos de corral. La más macha entre machos, se nos dice que fue. La más borracha entre borrachos, se deduce de su turbulenta vida. Fue un ave fénix. Murió y renació. Casi cien años la vieron vivir y, en la única zona discutible de este documento, sus autoras muestran en exceso su muerte y agonía. No era necesario. Bastaba con oírle cantar, incluso cuando lo hacía mal, pues ahí residía su grandeza. Era única en sus desvaríos, inigualable en sus borracheras.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902