Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
CASO DE JULEN SERRANO

Los forenses y Etxeberria discrepan sobre la causa más probable de la muerte

EFE - Viernes, 9 de Junio de 2017 - Actualizado a las 16:43h

Una sesión del juicio por la muerte de Julen Serrano.

Una sesión del juicio por la muerte de Julen Serrano. (Gorka Estrada)

Galería Noticia

Una sesión del juicio por la muerte de Julen Serrano.

DONOSTIA. Los forenses que practicaron la autopsia al cadáver del niño que falleció de una cuchillada en 2011 en Donostia han propuesto hoy la tesis del accidente como causa más probable de su muerte, hipótesis que el prestigioso antropólogo forense Francisco Etxeberria ha considerado "inverosímil".

Tres forenses del Instituto Vasco de Medicina Legal, encabezados por su jefe del servicio, Luis Miguel Querejeta, han comparecido hoy en el juicio con jurado que se sigue en la Audiencia de Gipuzkoa por estos hechos, en la misma sesión en la que ha declarado Francisco Etxeberria como perito propuesto por la acusación particular que ejerce la madre del menor y exesposa del acusado.

El procesado, padre del niño, Julen S.L., quien tenía 13 años cuando falleció, se enfrenta a una petición de 18 años de cárcel por parte de la Fiscalía y de veinte años por parte de la acusación particular, quienes le imputan un delito de asesinato con la agravante de parentesco.

La defensa reivindica la inocencia de su cliente, al entender que fue el propio Julen quien, accidentalmente, se asestó la puñalada mortal que penetró unos siete centímetros en su cuerpo, cuando manipulaba un cuchillo de once centímetros de filo con el que presuntamente intentaba abrir la tapa de una hucha.

La quinta sesión del juicio celebrada hoy se planteaba como una de las fechas más señaladas para la resolución del caso por el peso de los testimonios tanto de los forenses como del prestigioso profesional Francisco Etxeberria, quienes tan sólo han coincidido en no descartar con absoluta rotundidad la tesis del suicido, aunque todos ellos la han planteado como una alternativa secundaria y de menor probabilidad.

Así, el forense Luis Miguel Querejeta, quien ha actuado como portavoz de sus otros dos compañeros del Instituto de Medicina Legal, se ha decantado claramente por la versión de que la cuchillada de Julen fue accidental ya que, según ha dicho, resulta "claramente compatible" con los resultados obtenidos de la autopsia y del examen de lugar de los hechos.

Querejeta ha recordado, a este respecto, que en el domicilio familiar en el que ocurrió la muerte no existían "signos de lucha ni de pelea" algo que, junto a las características de la herida que el niño sufrió en el corazón, asestada de atrás hacia adelante y prácticamente plana, sin síntomas defensivos, hizo pensar en un primer momento en la hipótesis de un suicidio.

No obstante, este profesional ha precisado que esta versión, sin llegar a ser descartada del todo, perdió fuerza en una fase más avanzada de la investigación, cuando se introdujo la posibilidad de que el niño se hubiera clavado el cuchillo mientras intentaba abrir una hucha, circunstancia que, al plantear científicamente la hipótesis, arrojó como resultado una herida de las mismas características y orientación que la que presentaba el cadáver.

A pesar de ello, el forense tampoco ha querido descartar totalmente la eventualidad de que la herida hubiera sido producida por el ataque de una tercera persona, si bien, por la forma en que penetró en el cuerpo sin generar reacción defensiva alguna, "no parece demasiado compatible", ha comentado.

Por el contrario, Francisco Etxeberria, ha desacreditado, por "imposible" e "inverosímil el accidente pues, según ha opinado, el movimiento que debía hacer el niño para levantar la tapa de la hucha no requería realizar un movimiento hacia su cuerpo, sino hacia arriba, algo que en caso de que el arma hubiera patinado haría "poco probable", además de "difícil" y "discutible" que hubiera penetrado siete centímetros en el pecho del menor.

No obstante, este profesional ha manifestado que durante la inspección ocular del lugar de los hechos, no se encontró hucha alguna, por lo que ha insistido en que esta hipótesis resulta "imposible" y se ha decantado por la versión homicida que, a su entender, no ha sido "descalificada" por prueba alguna.

Ha recalcado, en este sentido, que un acometimiento con un cuchillo a la misma altura del fallecido, con una persona delante de la otra que le pinche ejerciendo un empuje, puede desencadenar una herida como la que presentaba el cadáver.

En cuanto a la etiología suicida, este perito ha comentado que resulta "posible" pero la forma en que se habría cometido sería "extraña", "rara" e "infrecuente".

Está previsto que el juicio continúe el lunes con la declaración de nuevos testigos. 


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902