Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

La ACB se aleja por la economía

La deuda que acumula el GBC y la necesidad de aumentar notablemente el presupuesto hacen casi inviable el ascenso más allá de las dudas sobre si se eliminarán el canon y el fondo

Néstor Rodríguez - Martes, 25 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:12h

Los jugadores del GBC celebran el triunfo del viernes pasado ante el Coruña que les otorgó la posibilidad de subir a la ACB.

Los jugadores del GBC celebran el triunfo del viernes pasado ante el Coruña que les otorgó la posibilidad de subir a la ACB. ( Gorka Estrada)

Galería Noticia

Los jugadores del GBC celebran el triunfo del viernes pasado ante el Coruña que les otorgó la posibilidad de subir a la ACB.

Donostia- Queda un partido para cerrar la temporada, este viernes en la localidad gallega de Marín (21.00 horas), pero el GBC ya hizo los deberes y logró la pasada semana su brillante ascenso deportivo a la ACB tras un curso impecable en la cancha. Toca ahora refrendar ese ascenso en los despachos para que el equipo pueda regresar a la máxima categoría, algo que se antoja muy complicado.

Y es que la deuda que acumula el club y la necesidad de aumentar el presupuesto para competir con unas mínimas garantías en la ACB provocan que sea casi inviable esa presencia el próximo curso en la máxima categoría del basket. A lo que hay que sumar los propios problemas internos de la liga con esa posible eliminación del canon y el fondo... Estos son los ingredientes a tener en cuenta:

deuda y ampliación de capitalTal y como por fin reconoció Nekane Arzallus en la pasada Junta General Extraordinaria, la deuda que acumula el Gipuzkoa Basket es de 2,9 millones de euros (1,7 de ellos a Kutxabank), una cantidad muy elevada que evidentemente lastra su futuro a corto y medio plazo. Subir a la ACB, una liga en la que el club ha perdido mucho dinero cada año desde 2012, con una deuda tan importante podría poner en riesgo el futuro del GBC. Uno de los objetivos con el ascenso era “sanear las deudas”, cosa que se ha logrado solo parcialmente. El camino hacia la solvencia económica parece aún muy largo.

A eso habría que añadir una ampliación de capital en el caso de que el club decidiera subir, ya que el pasado 6 de abril los accionistas aprobaron una reducción de capital dejando el capital total del club en apenas 99.000 euros. La cantidad mínima para competir en la ACB ronda, en principio, los 1,5 millones (cifra que debería confirmar el Consejo Superior de Deportes), lo que obligaría al club a acometer una ampliación de 1,4 millones. El plazo para conseguir ese dinero sería de un año, pero supondría un enorme esfuerzo económico a pedir a empresas, socios e instituciones.

canon y fondoOtro ingrediente importante en el escenario de futuro del GBC es la propia situación de la ACB. La multa de la Comisión Nacional de Mercados y Competencia (CNMC) a la ACB por el canon y el fondo de ascensos y descensos que deben pagar los clubes que ascienden desde la LEB Oro hacía pensar que ambos conceptos (3,8 millones el canon y 1,8 el fondo aproximadamente) iban a desaparecer pronto. De hecho, el GBC ya dijo, en boca de su presidenta, que si el canon desaparece, reclamarían los tres millones que ellos pusieron en su primer ascenso en 2006. Así, las cuentas le saldrían al club guipuzcoano.

Sin embargo, este escenario es ahora mismo muy lejano. De hecho, toda la problemática en torno al canon y el fondo no tiene visos de que vaya a solucionarse este verano, ni mucho menos, así que cobrar esos tres millones es improbable a corto plazo. La ACB ya comunicó la semana pasada su intención de recurrir la resolución. Además, si el GBC reclama de vuelta esos tres millones, lo mismo harán clubes que han ascendido en los últimos años como pueden ser el CAI Zaragoza, el Murcia, el Bilbao Basket o el Andorra, entre otros. Mucho dinero que la ACB no tiene, lo que dificulta recuperar esa cantidad de dinero.

Además, ni el canon ni el fondo de ascensos se han eliminado aún, así que a día de hoy el GBC tendría que volver a poner los 1,8 millones de euros correspondientes al fondo. Es decir, un gigantesco esfuerzo económico que habitualmente se suele abonar vía entidad bancaria, mediante un crédito. En su momento el club lo hizo con Kutxabank, operación que tendría que repetir ahora. Posiblemente, tarde o temprano, el canon y el fondo desaparecerán o sus condiciones se suavizarán. Otra cosa bien distinta es que vaya a suceder este año y que el GBC vaya a recibir algún día esos tres millones.

dudas sobre el proyecto Por si la deuda (2,9 millones), la ampliación de capital (1,4 aproximadamente) y tener que poner posiblemente el fondo (1,8) fuera poco, si quiere competir en la Liga ACB, el Gipuzkoa Basket tendrá que adecuarse de nuevo a las necesidades económicas y estructurales de la máxima categoría, lo que implica cuadriplicar el presupuesto, que esta temporada en la LEB Oro ha sido de 850.000 euros. Alcanzar los 3,5 millones parece la cifra mínima para armar un buen proyecto en la ACB, aunque ni siquiera esa cantidad (el pasado curso el GBC tuvo un presupuesto de 3,6 y bajó) garantiza mantenerte con holgura en la elite.

Teniendo en cuenta que la Diputación de Gipuzkoa, en caso de ascenso, aportaría 700.000 euros y el Ayuntamiento de Donostia alrededor de 230.000, el GBC tendría que lograr, en recursos propios, 2,5 millones: abonados, taquillas, patrocinador principal (el contrato con Reta acaba este año) y empresas. Las dudas sobre la capacidad de este club y sus dirigentes para armar un proyecto competitivo en la ACB son evidentes teniendo en cuenta que en los últimos cuatro años en la máxima categoría bajó tres veces (dos de ellas se salvó por renuncias ajenas) y acumuló una deuda cercana a los cinco millones, que ha bajado a los 2,9 actuales gracias a los aproximadamente 1,8 que ha recibido del fondo de la ACB.

Además, jugar en la ACB obligaría a volver a Illunbe, donde la imagen durante los últimos dos años fue desoladora. Nadie, ni el club ni los aficionados, quieren entrar de nuevo en esa dinámica de derrotas y gradas semivacías, lo que obligaría a un presupuesto aún mayor para tener una plantilla mejor e ilusionar a la gente con objetivos algo más ambiciosos.

una acb en el aireLa situación de incertidumbre que se vive en la ACB es total -por la problemática del canon y el fondo y el deseo de los clubes grandes de reducir el número de partidos- y son muchos los clubes de la LEB que quieren aprovecharla. El Melilla y el Palencia, que van a jugar los play-off, tienen desde el pasado verano lo que se llamó el “ascenso aplazado”, es decir, un año para cumplir con las condiciones económicas de la ACB y poder jugar así en la elite. Si a eso se le une que el Burgos -que se quedó tres años a las puertas del ascenso por este mismo motivo- ha anunciado que pedirá su sitio en la máxima categoría y que este año, además del GBC, podría subir por ejemplo el Oviedo o el Breogán, habría hasta cinco clubes llamando a las puertas de la ACB.

Eso sí, el problema para el Gipuzkoa Basket es la deuda que acumula, ya que si se eliminaran el canon y el fondo, los demás clubes lo tendrían relativamente fácil para subir, mientras que el club presidido por Nekane Arzallus seguiría teniendo ese peso económico en la mochila.

15 de junioLa fecha límite otros años para formalizar la inscripción en la ACB suele ser el 15 de junio, aunque ha habido prórrogas en casos concretos. Así que el Gipuzkoa Basket tiene por delante algo más de mes y medio para tratar de sanear más su deuda, armar un proyecto económicamente competitivo y confiar en que se elimine en estas próximas semanas el canon y el fondo. La conclusión es que, salvo que el club encuentre una inyección económica excepcional, es prácticamente imposible que confirme en los despachos lo que ha conseguido en la cancha, aunque lógicamente apurará los plazos en espera de lo que podría denominarse como un milagro económico.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902