Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

Odriozola y diez más

Tablas | La Real tampoco gana al Leganés, pese a la nueva exhibición de su lateral, que se ha convertido en una de las sensaciones de la Liga

Mikel Recalde - Domingo, 2 de Abril de 2017 - Actualizado a las 06:12h

Odriozola lleva el balón al centro del campo junto a Zubeldia y Juanmi tras marcar el gol del empate el malagueño.

Odriozola lleva el balón al centro del campo junto a Zubeldia y Juanmi tras marcar el gol del empate el malagueño. (Foto: Ruben Plaza)

Galería Noticia

Odriozola lleva el balón al centro del campo junto a Zubeldia y Juanmi tras marcar el gol del empate el malagueño.Iñigo Martínez se lamenta tras una jugada en el partido de ayer contra el Leganés en Anoeta. Foto: Ruben Plaza

Un central como la copa de un pino, centrocampistas prometedores y un delantero siempre con el gatillo preparado dentro del área. Para todo lo demás, Álvaro Odriozola. El Donostiarra es la solución a la que se agarra Eusebio para la plaga de lesiones y el bajón que ha experimentado su equipo. El lateral se ha convertido en una de las sensaciones del campeonato con una irrupción tan espectacular y veloz como sus continuas carreras por la banda. Siendo defensa y en época de penurias, se ha convertido en el principal argumento ofensivo de una Real que continúa con su proceso de descomposición. Son ya cuatro partidos sin ganar en Anoeta, una racha impropia de un aspirante fiable a clasificarse para las competiciones europeas.

Sin hacer nada del otro mundo, como sus anteriores tres visitantes, el Leganés se volvió a casa con un punto que, dicho sea de paso, probablemente mereció. La mejor demostración es que durante muchos minutos pensó que se iba a llevar el partido, como lo demostró Samuel cuando mediada la segunda parte fue cambiado y decidió salirse del campo por la otra banda para no perder tiempo. 

La Real está irreconocible. Pero de forma literal. Eusebio encontró una fórmula que funcionaba de manera brillante y la exprimió hasta las últimas consecuencias. Y que conste que no es una crítica. En la era de las rotaciones y la patochada de jugar con los suplentes en la Copa, lo mejor que se puede decir de un técnico es que no se inventa onces cada semana, ni hace experimentos. Lo que funciona no se toca. No creo que haya una lógica más aplastante en el fútbol que esa. De su alineación de gala, conocida y recitada de memoria hasta por sus aficionados más jóvenes, señal inequívoca de que has dado en el clavo, faltaban cuatro. Y Willian José, cuya baja ha provocado que se nos viniera abajo el invento, estando de aquella manera, muy lejos de su mejor estado de forma. La consecuencia: la Real se encuentra a años luz de aquel equipo que pasó por Leganés en la primera vuelta como una apisonadora, dejando a Garitano lívido en su rueda de prensa, sin ser capaz de explicar el monumental baño que habían recibido. Sin futbolistas claves como Illarramendi y Zurutuza, los guardianes del estilo de Eusebio, los realistas están obligados a reiventarse y, por ahora, como se puede comprobar, no lo están consiguiendo. No se puede querer jugar a lo mismo con Markel de pivote en el puesto de Illarra. Dime con qué mediocentro sales y te diré a qué quieres jugar.

Los entrenadores están para tomar decisiones y ayer Eusebio tuvo un muy mal día. Su apuesta inicial fue tan sorprendente como desacertada. Un análisis rápido de la misma ponía al descubierto que recurrió a Markel como supuesto organizador y se atrevió a darle la titularidad a Zubeldia, pero de 8,como volante, es decir en otro puesto distinto al que viene jugando en el Sanse toda la temporada. Zubeldia es Illarra, un 4. Un futbolista para actuar siempre de cara. Incluso durante muchos momentos le robaba el puesto a Markel en la mejor demostración de que no estaba del todo cómodo.

Pero hay más. Si tienes ocho bajas y aunque esté algo cansado, no parece la mejor tarde para darle descanso a Oyarzabal. Con Willian lejos de su mejor versión aún, jugar sin extremos nunca fue una buena idea. Porque Juanmi es mucho más segundo delantero que jugador de banda y Canales es un mediapunta. Si encima lo sitúas a banda cambiada... Pero quizá lo peor fue lo que tardó en hacer las sustituciones cuando la cosa no funcionaba, además de errar por completo al prescindir de Zubeldia cuando Markel simplemente no estaba.

Traducción: la Real fue un equipo plano y sin ideas. Su única arma de combate valiosa eran las cabalgadas de un Odriozola que es incansable y que no le importa insistir una y otra vez hasta encontrar a un compañero. De lo demás, del juego y eso, nada de nada. El partido de ayer había que ganarlo fuese como fuese dada la situación de emergencia, pero a esta Real le está costando mucho vencer en las últimas semanas. Ni qué decir que cuando se adelantó el Leganés, casi había que despedirse del triunfo, dada la poca capacidad para remontar de los de Eusebio.

una ocasión de inicioA los dos minutos del comienzo, Iñigo, que firmó un notable regreso pese a no estar al 100%, dio un pase largo perfecto a Canales, que lo hizo todo bien salvo rematar al muñeco cuando tenía el primer palo libre. Como suele ser costumbre, Juanmi, que siempre pasa por ahí, cazó el rechace pero disparó fuera. Fue una ocasión clarísima y, dadas las circunstancias, a nadie se le escapó que se iban a lamentar. Los realistas no generaron más oportunidades de peligro en todo el primer acto, en el que no dispararon más a puerta. El Leganés, que había preparado muy bien el encuentro, buscando siempre las espaldas de los laterales blanquiazules, fue poco a poco haciéndose con el control y disponiendo de interesantes opciones. Szymanowski galvanizó todas ellas, con un disparo al larguero tras una volea fallida completamente solo en el área y con un disparo lejano que atrapó Rulli. Tras los avisos llegó el gol, en una sutil vaselina con su pierna mala superando a un meta que perdió el balón de vista después abortar en primera instancia la internada de su compatriota y que tardó un mundo en recuperar su posición.

El tanto se veía venir e hizo daño a una Real en la que solo Zubeldia tenía ideas y cuyos ataques se resumían en las carreras de su correcaminos. El donostiarra fue derribado en el área por Diego Rico, en una acción que pareció penalti, pero que Melero López interpretó como una carga legal. Antes del entreacto, Zubeldia probó suerte desde lejos y Szymanowski estuvo cerca de firmar un doblete.

No se entiende cómo Eusebio insistió con el mismo guion en la segunda parte. Con el 0-1, el pivote defensivo le sobraba y Zubeldia podía tomar el timón. No se atrevió. Y eso que su equipo empató pronto. Odriozola había buscado siempre su velocidad por fuera, por lo que decidió aventurarse por dentro colándose entre dos defensas y asistir de forma precisa a Juanmi. Lo del malagueño ya lo conocemos. Siempre está donde tiene que estar. Ese es su fuerte.

Con el partido teñido de txuri-urdin, el técnico decidió prescindir de Zubeldia para dar entrada a Oyarzabal y centrar la posición de Canales. Un cambio que le iba a lastrar y penalizar, ya que Markel se iba a lesionar más tarde, lo que le dejó sin dar minutos a un extremo como David Concha, que podía haber hecho daño.

Los realistas lo intentaron hasta el final, pero sin claridad, pero sin claridad y sin tener apenas ideas... Más por arreones que por otra cosa. Y así es difícil ganar al que sea. Sus mejores oportunidades llegaron a balón parado y en otros dos balones largos de Iñigo que Juanmi y Oyarzabal no lograron controlar. El Leganés nunca le perdió la cara al choque y protagonizó varios sustos que solventó un atento Rulli.

Un punto más y de nuevo quintos. No es mal bagaje del todo. El problema es que esta jornada era asequible y no se podían perder puntos. Y el martes visita al Calderón. No, la Real hace tiempo que no está bien. Que vaya quinta es la consecuencia de lo bien que lo hacía antes. Y lo fácil que ganaba. Ahora le está costando demasiado. Si no saca los partidos de Anoeta, los cuatro que quedan, se va a complicar el sueño europeo. De la Champions ya ni hablamos.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902