Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
sociedad

“La mujer gritaba en medio de la carretera que atrapáramos al ladrón”

La Ertzaintza busca al atracador de una joyería de Donostia

La dependienta opuso resistencia incluso cuando el intruso le apuntó con un arma simulada en la cabeza

Jorge Napal - Jueves, 16 de Febrero de 2017 - Actualizado a las 06:09h

La joyería atracada, a la altura del número 4 de la calle Legazpi de Donostia, permanecía ayer cerrada.

Galería Noticia

La joyería atracada, a la altura del número 4 de la calle Legazpi de Donostia, permanecía ayer cerrada.

donostia- Entró en la joyería donostiarra, comenzó a hacer preguntas sobre algunos artículos de valor, y a la dependienta enseguida le dio mala espina. Algo no encajaba en ese cliente, tocado con una visera, sudadera blanca y deportivas. Fue cuando intentó cerrar la vitrina donde guardaba las joyas cuando el atracador se abalanzó, esgrimiendo una pistola simulada.

La Ertzaintza ha abierto una investigación para esclarecer los hechos, y busca al atracador, que emprendió la huída a pie. El ladrón actuó sin guantes y son muchas las huellas y evidencias recabadas por la Policía Científica. El atracador, además, ha sido grabado por varias cámaras.

Todo ello ocurrió el martes a las 18.20 horas en la joyería Torrubia &Torrubia. Este céntrico establecimiento ubicado en la calle Legazpi de Donostia es un discreto local con cristalera negra ubicado entre una consulta de medicina estética y un comercio textil. Salvo que uno conozca el establecimiento, no hay ostentación en el escaparate, y pasa más bien desaparcibido. El ladrón sabía a lo que iba.

La joyería estaba ayer cerrada a cal y canto, para sorpresa de algunos repartidores que durante la mañana llamaron insistentemente a la puerta sin saber qué había ocurrido el día anterior. Fue una de las dos hermanas que fundó la firma quien se encontraba en la tienda el día de los hechos y vivió en primera persona momentos de mucha tensión.

forcejeo Según los testimonios recabados, la mujer no se lo puso fácil y llegó a forcejear con él, incluso cuando el ladrón le apuntó con una pistola en la cabeza poco antes de llevarse el botín. En ese momento nadie sabía que el arma era simulada.

El atracador, que actuó a cara descubierta, consiguió finalmente su propósito y abondonó a la carrera el establecimiento. En la huída perdió la visera. La dependienta, que se quejaba de un golpe en la cadera tras haber sido zarandeada por el atracador, salió tras él. “La mujer gritaba en medio de la carretera que atrapáramos al ladrón”, relataron comerciantes de la zona. “Justo miré en ese momento y vi a un chico joven corriendo. Se le cayó la gorra. Tras él iba la mujer, que fue muy valiente, pero se derrumbó al dejar de correr”, detalló una joven de un establecimiento cercano, que junto a un agente trató de calmar el estado de angustia y de ansiedad de la víctima.

Entretanto, por la cabeza del atracador solo pasaba una idea: cambiarse de ropa. Con ese objetivo salió corriendo de la joyería para doblar la esquina hacia la calle Bengoetxea, continuar por Oquendo y alcanzar la calle Fueros tras cruzar la Avenida. En este punto detuvo la marcha y entró en una cafetería. Parecía conocer el lugar. Al menos, fue directo al baño sin más miramientos. “Le sorprendió mucho que fuera directo sin decir nada. Entró con una sudadera y salió con manga corta”, relataban ayer a este periódico los propietarios del establecimiento.

Ellos no estuvieron en el momento de los hechos, pero sí una de las empleadas, a la que le acabó por llamar la atención “el bulto” que había dejado este varón en el baño. En ocasiones, hay indigentes que suelen entrar a los baños a cambiarse de ropa, pero “este caso era distinto”.

La chica escuchó entonces mucho ruído de sirenas y no dudó en salir a la calle y poner en conocimiento de la policía lo que acababa de ocurrir. Fue en este lugar donde el ladrón abandonó, además de la ropa utilizada en el robo, el arma simulada, según confirmó el Departamento vasco de Interior.

El atracador salió corriendo hacia Anoeta, en dirección opuesta al escenario de los hechos. La Ertzaintza le sigue la pista, pero todavía no ha sido detenido.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902