Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

Apertura VIP

La ciudadanía podrá visitar desde hoy la muestra ‘Tratados de paz’, inaugurada ayer por los reyes de España con protestas antimonárquicas incluidas.

Un reportaje de Juan G. Andrés - Sábado, 18 de Junio de 2016 - Actualizado a las 06:15h

Eider Mendoza, Bakartxo Tejeria, Eneko Goia, Iñigo Urkullu, Felipe de Borbón, Letizia Ortiz, Iñigo Méndez de Vigo, Markel Olano, Carlos Urquijo y Pablo Berástegui durante el aurresku de honor a los reyes antes de acceder a la exposición 'Tratados de

Galería Noticia

Eider Mendoza, Bakartxo Tejeria, Eneko Goia, Iñigo Urkullu, Felipe de Borbón, Letizia Ortiz, Iñigo Méndez de Vigo, Markel Olano, Carlos Urquijo y Pablo Berástegui durante el aurresku de honor a los reyes antes de acceder a la exposición 'Tratados de

Repartida en sus dos sedes de San Telmo Museoa y Koldo Mitxelena Kulturunea, la exposición 1516-2016. Tratados de Pazabrirá hoy sus puertas a toda la ciudadanía a partir de las 10.00 horas. Ayer fue el día de la inauguración oficial, aunque los invitados tuvieron carácter VIP y solo autoridades, responsables de museos, entidades colaboradoras y patrocinadores tuvieron acceso a esta grandísima muestra de 600 piezas que repasa las distintas representaciones de la paz en el arte.

En su primera visita oficial a Euskadi desde su proclamación, Felipe de Borbón fue el encargado de inaugurar, junto a su mujer Letizia Ortiz, la propuesta más ambiciosa del programa de Donostia 2016. En medio de un gran despliegue de seguridad que alcanzaba casi hasta el puente del Kursaal, los monarcas llegaron a la plaza Zuloaga a bordo de un coche que aparcó a las 11.30 horas frente a la puerta del museo. En el vestíbulo les recibió una amplia y sonriente representación de las instituciones vascas: el lehendakari Iñigo Urkullu, el alcalde de Donostia, Eneko Goia;el diputado general, Markel Olano;y también el ministro de Cultura, Iñigo Méndez de Vigo. Junto a ellos siguieron el aurresku de honor y posaron para la foto de familia el director general de la capitalidad, Pablo Berástegui, y la responsable del museo, Susana Soto.

En un inicio estaba previsto que el recibimiento tuviera lugar en la explanada exterior de de San Telmo, pero los gritos, silbidos y proclamas de la cercana concentración antimonárquica hicieron cambiar de idea a los organizadores, que trasladaron a la prensa al interior del museo por la supuesta amenaza de chubascos. Custodiados por la Ertzaintza, que revisaba las mochilas a todo el que entraba en la plaza, cerca de 200 manifestantes lanzaban consignas como “Los borbones, a los tiburones”, “Euskal Presoak, Euskal Herrira”, “Monarkia kanpora”, “1, 2, 3, república otra vez” o “PNV español”. Además, había tres pancartas: una firmada por LAB con el lema “Borboiak kanpora. Independentzia”, otra de EH Bildu en la que podía leerse “Herriaren hitza errespetatu” y una tercera de colectivos republicanos con el texto “Errepublikaren alde. Proceso constituyente”.

Mientras fuera se escuchaban gritos y lemas contra la monarquía, en el interior los reyes eran recibidos por las sonrientes autoridades vascas

Según llegaban las autoridades al museo, arreciaban las protestas de los concentrados, que agitaban banderas tricolores e ikurriñas -además de alguna comunista y estelada catalana- en una concentración que mezcló fiesta y reivindicación. Entre los congregados estaban la segunda cabeza de lista de Unidos Podemos por Gipuzkoa al Congreso, Isabel Salud, y miembros de EH Bildu como Ainhoa Beola y Jon Albizu. En declaraciones recogidas por Efe, Salud consideró que “la monarquía es una institución anacrónica sin ningún sentido en el siglo XXI”. “En una democracia plena el jefe del Estado tiene que ser elegido por la ciudadanía y por lo tanto, reclamamos que se abra la democracia y que hable el pueblo”, insistió.

InvitadosMientras, en el interior del museo asistían a la inauguración responsables de instituciones culturales como Tabakalera (Ane Rodríguez), Donostia Kultura (Jaime Otamendi), el Topic (Idoya Otaegui), el Museo Oteiza (Gregorio Díaz Ereño) y el Instituto Etxepare (Aizpea Goenaga). También fueron invitados el director general de la Fundación Kutxa, Carlos Ruiz, y el presidente de la Real Sociedad, Jokin Aperribay, entre muchas otras personalidades y representantes de todo el arco político e incluso varias personas con uniformes del Ejército español.

Sin embargo, llamó la atención la ausencia del comisario del proyecto Tratado de paz, Pedro G. Romero, que por motivos que se desconocen, no acudió a la inauguración de la mañana con los reyes pero sí a las visitas de la tarde. En su lugar, fue Pablo Berástegui quien guió a los monarcas españoles en la primera parte de la exposición, deteniéndose en los Libros Plúmbeos y el apartado dedicado a Tata Vasco, o en cuadros como Felipe II a caballo, un Rubens enfrentado a una abstracción del mismo tema pintada por Antonio Saura. También contemplaron con interés la recreación del espacio del Salón de Reinos que Velázquez diseñó para Felipe IV y que está dominado por dos lienzos de Zurbarán y otro de Félix Castelo.

Sin saltarse el guión en ningún momento, el acto protocolario finalizó en el claustro de San Telmo, donde los reyes y demás autoridades siguieron la breve actuación del Orfeón Donostiarra. Bajo la dirección de José Antonio Sáinz Alfaro y el acompañamiento musical de Patxi Aizpiri al piano, la coral interpretó el tradicional Agur Jaunaky una versión del Imaginede John Lennon. Apostados en los tejados del museo, varios berrocis, agentes de la Unidad de Intervención de la Ertzaintza, vigilaban el entorno mientras de fuera llegaban los pitidos y consignas de los orfeonistas de la concentración, que se disolvió hacia las 13.30 horas, poco después de que los reyes abandonaran el museo.

Antes de que eso sucediera, Felipe de Borbón y Letizia Ortiz ofrecieron dos audiencias en el interior de San Telmo: una al presidente del Hipódromo de San Sebastián, Jerome Carrus, con motivo del centenario de esa instalación, y otra a una delegación del congreso Justicia Restaurativa y terapéutica, que se celebra en el Kursaal, encabezada por el presidente de la Audiencia Provincial de Gipuzkoa, Iñaki Subijana, y el director del Instituto Vasco de Criminología, José Luis de la Cuesta.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902