Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
Desde la Avenida de Tolosa

Carné de conducir

Por Adolfo Roldán - Domingo, 12 de Junio de 2016 - Actualizado a las 06:13h

Traía cara preocupada. “¿Que precisa mayor responsabilidad, conducir un turismo o la nave del Estado?”, me preguntó. La nave del Estado, le respondí raudo. Hizo una pausa. Frotó una mano contra la otra. Acomodó su trasero sobre el banco del Boulevard y con un suspiro dijo: “Pues no lo parece”. La inquietud en el rostro de mi interlocutor crecía por momentos. “Para sacar el carné de conducir, me explicó, te exigen un montón de cosas;un examen teórico y otro práctico y tus conocimientos de conducción Además en vías urbanas y autovías existen radares, semáforos y agentes que velan por tu seguridad y de los demás. Pueden comprobar en cualquier momento si las tasas de alcohol o estupefacientes superan las permitidas. Cualquier exceso se pena con la retirada de puntos o incluso del carné. Además para la renovación con el test de Snellen, se comprueba el buen estado de tu visión, pruebas auditivas, de coordinación, reconocimiento psicológico, trastornos de conducta, problemas de personalidad”. Correcto, cualquier otra cosa sería un desastre, le contesté. “Pero paradójicamente para conducir el barco del Estado no exigen nada. Basta con que el predecesor te señale con el dedo, como ocurrió con Rajoy, o que maniobres torticeramente en los albañales de los partidos. Ni siquiera es preciso un conocimiento mínimo de las normas democráticas, de los derechos fundamentales, o de las reglas de educación y cortesía. Tampoco existe pruebas prácticas. Basta con poseer imagen, aparecer en televisión y decir todo como si se hablara excátedra”. Mi interlocutor recitaba con pesar, y con un relámpago de indignación en la mirada. Hombre, le contesté, eso es una exageración, porque existe la división de poderes, las críticas de la oposición, y las elecciones. Sonrió, y me espetó: “El que no sabe conducir, acabará estrellando el coche. Si no tiene un sentimiento profundo de la democracia, nunca sabrá respetarla. Sería imprescindible que a todo candidato a la política, aprobará primero un examen de selectividad. El que suspendiera, a casa.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902