Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
Aztertuz

El suelo ético del PP, de Argentina a Venezuela

Los ‘populares’ siguen alentando la impunidad de los verdugos y despreciando a las víctimas del franquismo

Enrique Santarén - Viernes, 27 de Mayo de 2016 - Actualizado a las 06:13h

Pronto se van a cumplir ochenta años de uno de los crímenes más execrables que se pueden cometer, un alzamiento en armas -“glorioso”, le llamaron-, un golpe de Estado contra el poder legal y democráticamente establecido, una traición que derivó en crímenes aún más abyectos durante una desigual y cruenta guerra y, finalmente, en una dictadura asesina de corte fascista en la que imperaron la razón de la fuerza, el miedo, la represión, la falta de libertad y la muerte.

Ochenta años después, aún hay partidos y grupos políticos que no condenan el franquismo, justifican el golpe militar fascista, hablan de dos bandos enfrentados, se niegan siquiera a localizar y desenterrar a los asesinados que aún están en cunetas y fosas escondidas, intentan revisar y retorcer la historia y buscan por todos los medios que no se sepa la verdad y no haya justicia ni reparación para las víctimas. Ni siquiera que se investigue.

La llamada transición, que tuvo sus cosas buenas, parió sin embargo una suerte de olvido por decreto, algo imposible para quien había sufrido en sus propias carnes o cercanas la brutalidad franquista, que ha supuesto una dolorosa doble victimización. La Ley de Amnistía de 1977 -que, hay que reconocerlo, generó cierto consenso con la difusa idea de la “reconciliación” y sacó a los presos políticos de las cárceles- ha supuesto, en realidad, una ley de punto final que ha impedido de facto perseguir gravísimos delitos de lesa humanidad. Por eso algunas víctimas se han tenido que ir hasta Argentina, recurriendo a la justicia internacional, irreprochable argumento que esgrime la jueza María Servini para investigar algunos casos, lo que ha chocado con la oposición del Gobierno español a facilitar su trabajo bajo el argumento de que la Ley de Amnistía impide juzgar estos crímenes. En este punto, incluso el Comité de Derechos Humanos de la ONU ha pedido la derogación de esta norma, algo que jurídicamente parece imposible.

El PP, que tantas lecciones de democracia y derechos humanos intenta vender en Venezuela, no quiere saber nada de la jueza argentina que busca la verdad sobre aquella época de la que se sirvieron, medraron, se enriquecieron y se mancharon las manos de sangre mu-chos de sus acólitos, milagrosamente reconvertidos en demócratas de toda la vida.

Ayer se vivió en el Parlamento Vasco un nuevo capítulo de esta ignominia. El PP, por os-tentar el Gobierno español y aspirar a continuar haciéndolo, debería ser el primero en pedir perdón en nombre del Estado y del pueblo, liderar la investigación y resarcir a las víctimas. Verdad, justicia, reparación y condena rotunda. Solidaridad y apoyo a las víctimas, no a los verdugos y a su impunidad. Solo sobre este suelo ético se puede construir convivencia. ¿Dónde está el suelo ético del PP? Ya, por Venezuela...


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902