Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

Manuel Carrasco

Compositor y cantante

“Hay canciones con el poder de alegrar la vida un rato”

El músico andaluz Manuel Carrasco recala en Donostia para repasar sus clásicos y su último disco, ‘Bailar el viento’, hoy en el auditorio del Kursaal

Una entrevista de Andrés Portero - Viernes, 27 de Mayo de 2016 - Actualizado a las 06:14h

Manuel Carrasco, compositor y cantante.

Manuel Carrasco, compositor y cantante.

Galería Noticia

Manuel Carrasco, compositor y cantante.

donostia- Eufórico y satisfecho, así se siente el cantante Manuel Carrasco en su gira actual, en la que está repasando sus clásicos y presentando su último disco, Bailar el viento (Universal), abarrotando escenarios de gran aforo como el Liceo de Barcelona durante tres noches y a la espera de actuar en La Cartuja de Sevilla. Hoy cantará en el auditorio del Kursaal, a las 20.30 horas. “El escenario es el final de una espiral, te bajas de uno y ya estás pensando en el siguiente”, asegura el cantante, más popular tras su paso por La Voz Kids.

Dice que el último disco es “el más sincero”. ¿Y el resto?

-Todos los son en el momento en que se hacen pero en este me he sentido más libre cuando lo compuse. Se hizo sin prisas, meditándolo, sacando la esencia de lo que estaba viviendo y lo disfruté de manera especial. Uno siempre intenta ser uno mismo y hay momentos en los que nos sentimos con más fuerza para decir que he llegado hasta aquí por ser quien soy desde la más humilde realidad, pasito a pasito, sin pisar a nadie y llevando mis canciones como estandartes.

Le canta a “historias de amor y vida”. ¿Son propias casi siempre, no teme desnudarse demasiado?

-Las historias de mis canciones son experiencias vividas por mí o que me llegan tras vivirlas mi gente. Me cuentan sus historias de muchas maneras y uno las ve, toma nota y luego las recupero para llevarlas a canciones. Al ser públicas dejan de ser mías, son de quien las recibe y las hace suyas.

‘Ya no’ es su último éxito ¿Ya no aguanta qué?

-Ya no aguanto la desigualdad, la injusticia y la falta de principios.

¿Cómo están yendo estos primeros meses de gira?

-De lujo. Nunca me he sentido mejor encima de un escenario. Me siento eufórico con la energía que me llega de la gente. Tengo una banda totalmente nueva que es más que espectacular, son unos músicos excelentes y comulgamos cada día, divirtiéndonos como niños con una gran complicidad entre todos.

Está agotando las entradas en algunos lugares.

-Me llena de orgullo poder decir que he estado tres noches tocando en el Liceo de Barcelona con todo vendido con meses de antelación. O agotar las entradas en 30 minutos en Sevilla y ahora volver a esa ciudad a tocar en el Estadio Olímpico La Cartuja. Es un recinto muy grande y me da mucho respeto porque ahí han tocado U2 o AC/DC. Pero no le tengo miedo. Y estoy con muchas ganas de poder llegar a Euskadi.

¿Nota el poso de popularidad que le ha dado pasar por ‘La Voz Kids’?

-Claro, el efecto se nota, a todos los niveles. La televisión es un amplificador y se ve cuando la gente se acerca por la calle. Son padres, madres, niños y abuelos.

¿El escenario es el objetivo final de quien compone y canta?

-Subirse a un escenario es entregar lo máximo de ti a tu público, que está contigo desde el minuto cero. Es el final de una espiral, ya que cuando uno se baja de él piensa en el siguiente.

¿Lo deja todo al poder de las canciones o cuida además del sonido la luminotecnia, la escenografía...?

-Soy muy exigente y me gustan las cosas bien hechas. Al igual que con las canciones, también cuido cada detalle de lo que tiene que ver con mi carrera, para que salga bien. Tengo un equipo que lo coordina todo.

Imagino que hará un compendio de temas antiguos y del disco actual.

-Mis conciertos pasan de las dos horas y empieza a ser difícil elegir repertorio. Pero los clásicos siempre están y estarán ahí. Que nadie no faltará, ni Sabrás o Mujer de las mil batallas.

¿Acaba preso de su obra, no se cansa de cantar los viejos temas?

-Nunca entendí a la gente que se cansa de cantar sus clásicos por el mero hecho de serlos. La gente paga para que le alegres la vida un ratito y hay canciones que tienen ese poder. La música no es una continua fiesta sino que hay mucho esfuerzo detrás. Eso sí, elegir un repertorio, con los años, siempre es difícil y no llueve nunca a gusto de todos.

¿Alterna la fogosidad de ‘Tambores de guerra’ o ‘Ya no’ con momentos de intimidad como ‘Pequeña sonrisa sonora’?

-Ven al concierto y lo verás (risas). Hay canciones y estilos para todos los momentos y el público va a encontrarse con muchas sorpresas.

¿Cuál de sus temas recientes puede convertirse en un clásico?

-Ya no, sin pensarlo. La reacción que ha tenido en el público ha sido aplastante. Y también Siendo uno mismo porque cada persona se puede aplicar como suya la letra.

‘No dejes de soñar’ será obligada. Parece una declaración de principios.

-Efectivamente. Es ya otro de mis clásicos. Soñar es el núcleo de cualquier aspiración personal y el ser humano nunca tiene que perder esa capacidad si quiere llegar a conseguir lo que quiere.

¿Qué grupo de instrumentistas le acompaña?

-En el escenario estoy apoyado por David Carrasco, que es mi director musical, teclista y saxo. Roberto Lavella (guitarra), Françoise Le Goffic (guitarra), José Alberto Curioni (bajo), Javier Lozano Loza (teclado) y Cristian Rodrigo (batería).


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902