Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

El primer ministro turco no liderará su partido

Erdogan se libra del ‘otro’ hombre fuerte en la formación islamista, al que fuerza a dimitir también en el Gobierno

Viernes, 6 de Mayo de 2016 - Actualizado a las 06:14h

El todavía primer ministro turco, Ahmet Davutoglu, camina cabizbajo.

Galería Noticia

El todavía primer ministro turco, Ahmet Davutoglu, camina cabizbajo.

Ankara- El primer ministro de Turquía, Ahmet Davutoglu, anunció ayer que no se presentará a la reelección como líder del partido gobernante, el islamista AKP, en el congreso extraordinario que la formación celebrará el 22 de mayo. “Nunca pedí un cargo, nunca pedí ser ministro o primer ministro. Llegué a estos cargos con consenso. Si no hay consenso, no seré candidato”, dijo Davutoglu en rueda de prensa en Ankara.

Dejó claro que su reemplazo como líder del partido significará también su dimisión del cargo de primer ministro, puestos tradicionalmente vinculados en la política turca. “Quiero decir algo a los ciudadanos que nos votaron el 1 de noviembre. Nos hemos esforzado por proteger vuestros derechos. Que mi turno en el cargo no haya llegado a los cuatro años no ha sido elección mía, es el resultado de un imperativo”, dijo el todavía jefe de Gobierno.

En su discurso reconoció indirectamente que su dimisión y la preparación de un congreso extraordinario del partido se debe a que ha perdido la confianza de su formación, aunque, aseguró, no tiene nada que reprocharse. “Quiero estar seguro de que los camaradas están conmigo. En la última reunión de la cúpula del partido (el viernes pasado) vi que no es el caso. El AKP debe quedar unido. Por eso tomé la decisión de no presentarme como candidato en el congreso”, explicó.

En aquella reunión, la cúpula decidió retirar a Davutoglu el poder de nombrar a cargos locales del partido, la primera señal obvia de una lucha por el poder entre el primer ministro, jefe de la formación desde agosto de 2014, y su antecesor en el cargo y fundador del AKP, el actual presidente del país, Recep Tayyip Erdogan.

Pero Davutoglu aseguró que en ningún caso piensa enfrentarse a su antiguo mentor y ahora antagonista, y que hará todo lo posible para mantener el partido unido. “El destino del AKP es el destino de nuestro país y región. Estaré en contra de quien intente dañarlo. Nadie ha oído nunca de mi boca una mala palabra contra el presidente, ni la oirá nunca”, dijo el saliente jefe de Gobierno en un discurso que significa su despedida como dirigente de Turquía.

Davutoglu, asesor político del AKP desde inicios de la década pasada, fue ministro de Exteriores de 2009 a 2014 y fue escogido por Erdogan para sucederle en la jefatura de Gobierno cuando éste se presentó como candidato a la Presidencia del país, en verano de 2014.

Los partidos de la oposición de Turquía criticaron ayer la retirada del primer ministro, Ahmet Davutoglu, como “anticonstitucional” y un “golpe de palacio” del presidente, Recep Tayyip Erdogan, contra su compañero político.

“El encuentro de ayer (en referencia a la reunión que mantuvieron Davutoglu y Erdogan el miércoles por la noche) fue un golpe. Se puede llamar Golpe de Palacio del 4 de mayo”, declaró el líder de los socialdemócratas, Kemal Kiliçdaroglu.

“El primer ministro Davutoglu ha sido forzado a dejar su cargo. Este golpe de Estado llegó desde una persona a la que definía como camarada”, insistió el jefe del mayor partido de la oposición, el CHP, en una rueda de prensa transmitida por la emisora CNNTürk.

Selahattin Demirtas, copresidente del Partido Democrático de los Pueblos (HDP), la formación de la izquierda prokurda, aseguró que se había vulnerado la Constitución, porque el presidente, recordó, no puede decidir quién dirige un partido político, ni poner fecha a un congreso de partido.

Aunque fue Davutoglu quien anunció ayer la convocatoria para un congreso de su partido y su decisión de dejar el cargo de líder del AKP, la formación islamista en el poder desde 2002, la prensa coincide en que la maniobra ha sido dirigida por el jefe del Estado.

Erdogan es el fundador del partido y hasta hoy su hombre fuerte, aunque tuvo que darse de baja por mandato constitucional al asumir la presidencia de Turquía en agosto de 2014. “Davutoglu fue una de las personas que apoyaron el poder unipersonal (de Erdogan), pero una obediencia del 99,9 por ciento no le basta al Palacio”, criticó Demirtas.

Desde el AKP hubo voces de respaldo a Erdogan, como la del diputado Aydin Ünal, quien declaró ayer, tras entrevistarse con el presidente, que Turquía tendría a partir de ahora un primer ministro con un perfil bajo. “La fórmula de un presidente fuerte con un primer ministro fuerte no funciona”, dijo Ünal, en alusión a que precisamente ésa fue la fórmula propuesta por Erdogan cuando escogió a Davutoglu como su sucesor. - Efe


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902