Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
Gizartea

Solidaridad a golpe de palada

Salvamento Humanitario y Kairoscore lograron recaudar 6.000 euros para financiar la labor de la ONG en Chios, con una jornada deportiva en la que participaron 160 valientes.

Un reportaje de A.U. Soto. Fotografía Gorka Estrada - Lunes, 2 de Mayo de 2016 - Actualizado a las 06:15h

Los participantes en la carrera de kayak, a punto de tomar la salida desde la playa de La Concha.

Los participantes en la carrera de kayak, a punto de tomar la salida desde la playa de La Concha.

Galería Noticia

Los participantes en la carrera de kayak, a punto de tomar la salida desde la playa de La Concha.Los participantes en la carrera de Kayak al termino de la prueba en La Concha

“Todo el mundo al que hemos pedido ayuda nos ha dicho que sí;con gente tan motivada ha sido fácil organizarlo” “Aunque arriban menos botes, Acnur nos ha pedido que sigamos en Chios porque no se sabe qué va a ocurrir”

cada día a las costas de la isla griega de Chios llegan entre tres y cuatro embarcaciones, con una media de 50 personas en cada una. Los últimos metros son los más peligrosos por el oleaje y muchos de los refugiados que huyen de la guerra en su países pierden la vida en estos últimos metros antes de llegar a Europa.

Sin embargo, desde noviembre voluntarios vascos de la ONG Salvamento Humanitario se encargan de que arriben sanos y salvos a la isla helena e, incluso, en tierra, les atienden si tienen algún tipo de necesidad sanitaria.

Pero para poder llevar a cabo esta impagable labor, los seis voluntarios que habitualmente desempeñan su trabajo en Chios precisan de subvenciones con las que pagar, por ejemplo, la gasolina de la ambulancia y de la lancha de rescate, o el material que emplean. Por eso, organizan diversas actividades solidarias como la que ayer tuvo lugar en Donostia.

La Bahía de La Concha fue el escenario elegido para celebrar una jornada deportiva solidaria en la que tomaron parte 160 personas. Organizada junto al club deportivo Kairoscore, se celebró un taller de Stand up Paddle en el que participaron 30 personas y carreras populares de esta modalidad, así como de kayak y natación. Esta última, la prueba más multitudinaria, atrajo también a personajes conocidos como el nadador Jaime Caballero o el piloto Ander Vilariño, entre otros.

Y es que nadie quiso perder la oportunidad ayer de colaborar con el equipo de Salvamento Humanitario. Por eso, desde la organización, Iñigo Gutiérrez destacó la “visibilidad” que tuvo el evento de ayer, con “mucha gente que estuvo viendo las pruebas desde la barandilla de La Concha”. De hecho, la satisfacción de todos los colaboradores era “total”, según confesó Gutiérrez, ya que el dinero recaudado entre la venta de merchandising, la aportación de los patrocinadores y lo que donó la gente, tanto si participó en las pruebas como si no, supuso unos 6.000 euros en total.

Un dinero que vendrá muy bien al equipo de Salvamento Humanitario, cuyo objetivo, como explica el eibartarra Iñigo Unceta, es el de “ayudar al flujo migratorio que se produce en el mar Egeo aportando al asistencia en el agua y en la tierra”.

OBJETIVO. Mantenerse en la isla

Voluntarios y dinero

Desde el acuerdo al que ha llegado Europa con Turquía para devolver a este último país a una buena parte de los refugiados que llegan al continente, Unceta reconoce que el número de botes ha descendido. “Ha habido un cambio bastante considerable, lo que ocurre es que no se sabe qué va a ocurrir. Por eso, tanto desde Acnur -la Agencia de la ONU para los refugiados- como desde el propio municipio nos han demandado que nos mantengamos en la isla”, explica. Su permanencia, no obstante, depende de la financiación y de lograr voluntarios suficientes para mantener los turnos de seis personas que rotan cada 15 días, además de un coordinador. Para ello cuentan con voluntarios -entre médicos, conductores de ambulancia, patrones de embarcación de rescate, enfermeros, socorristas...- que llegan también de fuera de Euskal Herria, como Asturias o Catalunya.

Su ayuda se traslada también a los campos de acogida. “Allí permanecen unas 2.000 personas en una situación muy precaria”, admite Unceta, quien explica que ellos, en principio, se dedican a hacer traslados en ambulancia desde los campos a centros sanitarios, mientras otras ONG aprovechan cuando las autoridades abren los recintos durante las mañanas para atender las necesidades primarias de higiene y comida de los desplazados. Es aquí cuando vienen a la cabeza esas imágenes que cada día copan los telediarios y que, de ven en cuando, remueven conciencias.

Como la de Ane Zulaika, del club deportivo Kairoscore. Junto con unos amigos, un día decidieron hacer una tormenta de ideas para ver cómo podían colaborar para frenar la dramática situación de los refugiados. Tuvieron como ejemplo una experiencia similar en Plentzia y no dudaron en ponerse en contacto con Salvamento Humanitario. De ahí surgió la iniciativa Toca Mojarse, con la que se denominó al evento celebrado ayer en Donostia.

“Ha sido fácil. El Club Fortuna nos ha cedido el material y las instalaciones, y se ha generado una energía positiva de querer hacer algo y de que la gente se involucrara, se mojase... Además, todo el mundo al que hemos pedido ayuda, como los patrocinadores, nos ha dicho que sí desde el principio, así que con gente tan motivada ha sido todo fácil”, manifestó ayer esta deportista que, además, impartió el taller de SUP. “La gente ha reaccionado muy bien, con muy buena actitud. Y encima nos ha salido el sol”, señaló satisfecha.

Quien más quien menos, se mojóayer de algún modo, bien literalmente participando en las actividades, bien colaborando económicamente con Salvamento Humanitario. El único que no se mojó, por una vez, fue el refugiado de metal rodeado de maletas que protagonizó la instalación de Iñigo Aristegi en la playa. Una imagen evocadora que recordó el leit motiv del acto de ayer: ayudar a todos los compañeros que cada día se mojan en el mar Egeo para evitar que el número de vidas perdidas en sus aguas siga aumentando ante la pasividad del viejo continente.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902