Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
Carles Capdevila Periodista catalán y divulgador

“Hay que reírse de los errores que tenemos como padres, ya que es imposible ser perfectos”

El director del diario ‘Ara’ y colaborador del espacio ‘Guía de Padres’ del programa ‘Hoy por Hoy’ en la ‘Cadena SER’ habla sobre ‘Educar con humor a niños y adolescentes’

Andrea Apezteguia Oskar Montero - Lunes, 11 de Abril de 2016 - Actualizado a las 06:12h

Educar con humor, con Carles Capdevila

Galería Noticia

Educar con humor, con Carles Capdevila

donostia- Carles Capdevila, periodista catalán y divulgador es padre de cuatro hijos de 20, 18, 13 y 7 años de edad y “gran aficionado a la educación”. El periodista explica que actualmente uno de los grandes problemas de los padres “es que tenemos demasiada información, angustia, preocupación y una aspiración muy exigente de querer ser el madre o el padre perfecto, lo cual es imposible todo ello, lo que genera es padres acomplejados y sobreprotectores”. Ante esta situación, Capdevila propone “divertirse educando a nuestros hijos, con alegría, seguridad, naturalidad y espontaneidad, lo que hará que los eduques mejor que si estás traumado”. De ahí, la importancia de “reírse de uno mismo y ver que nuestros posibles errores no son para tanto, nadie es perfecto”, añade.

Asimismo, el divulgador catalán lamenta que “siempre se habla de los problemas de la educación”, cuando Capdevila insiste en fijarse “en que debe desaparecer ese tremendismo, y darle un poco más alegría porque realmente está llena de oportunidades y no de marrones ”.

No obstante, el periodista recalca que “hay que ser realista y de entrada hay que saber que, como padres, nos vamos a equivocar o entrar en contradicciones en la educación de nuestros hijos”, por lo que su teoría se basa en “educar lo mejor que puedas y asume que seguro que no serás perfecto en ello”.

A partir de su experiencia personal de 20 años como padre así como de su trayectoria en radio y televisión en programas educacionales, en los cuales ha compartido conocimientos con profesionales y psicólogos, Capdevila ha creado su propia filosofía educativa sobre los 5 sentidos que componen la base de la educación de niños y adolescentes.

De esta manera, el primero de ellos es el del sentido común. “Nuestros hijos aprenden cómo funciona el mundo según las reacciones que vean en sus padres, y no solo por lo que digamos. Cuando señale una piruleta y decidáis que no se la compráis, empiece a llorar y no se la compráis, se tire en el suelo y no se la compráis y se ponga morado por el berrinche y se la compráis, este niño entenderá que en su casa le compran la piruleta cuando está al límite”.

Por otro lado están el del sentido del ridículo, ya que “padres sobreprotectores y muy informados somos algunas veces patéticos, como aquellos que quieren ser amigos de sus hijos o padres bajitos que llegan al médico y no entienden por qué su hijo es bajito”.

El tercero de los sentidos es el del deber y la responsabilidad, en el cual Capdevila explica no entender a aquellos que “si no quieren hijos, que no los tengan, pero si los tienen hay que educarlos. Eso de querer ser padres, y resistirse a que cambie tu vida me sorprende, porque es imposible y porque cambiar está bien. No tener hijos es muy práctico pero tenerlos es apasionante y maravilloso”.

En cuanto al cuarto sentido es el moral y los valores “que son esenciales en la educación y que se contagian de padre a hijo. Los sermones morales no sirven para nada, en cambio el ejemplo, sí”. Por último, y la vertiente de su filosofía educativa, es el humor. “Si practicamos la ironía desde la seguridad de que va a ser que no, ellos lo entienden”, así una vez el periodista le dijo a su hijo: “Sí, por supuesto, vamos a ir a ver el Barça para celebrar tu 1,9 en Mates”, a lo que él le contestó: “Vale, ya lo he pillado, me pongo a estudiar ahora”.

“Sobreproteger a nuestros hijos es un gran error, ellos necesitan que les ocurran cosas para aprender. Nuestra misión como padres consiste en crear un carril en el cual aprendan a esforzarse, a ser autónomos e independientes. Pero para ello tienen que caer, lo cual a los padres nos trauma y preferimos estar a su lado para impedirlo”, según explica Capdevila.

El periodista compara la educación con aprender a andar en bicicleta. “No aprendes a utilizar la bici hasta que no te caes tres veces y te haces daño. Nosotros como padres tenemos que acompañarles, diciéndoles que no pasa nada, aunque se caigan y se hagan una herida. Una vez que aprendan a manejar la bici, ya no los ves. Al igual que ocurre con la vida real, expone este comunicador

Capdevila recalca que “se trata de prepararles para que puedan hacer cosas sin ti y en la educación se trata de espabilarlos cuando son pequeños e intentar controlarlos cuando son adolescentes”.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902