Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
Quousque tandem!

Turismo: un sector imparable

Por Carlos Etxeberri - Domingo, 3 de Abril de 2016 - Actualizado a las 06:14h

Galería Noticia

ahora que ha pasado el periodo vacacional de Semana Santa y el balance de la afluencia de turistas a Donostia aporta un nuevo récord histórico hasta el punto de rozar el lleno absoluto en los establecimientos de alojamiento en todas sus variables, bueno será que desde las Administraciones públicas, tanto comunes como forales y municipales y, en colaboración con la iniciativa privada, se ponga en marcha un plan estratégico de desarrollo y acometer políticas estructurales de un sector que -a pesar de que algunos no se dan cuenta de su importancia o no la quieren ver-, va a suponer en un corto plazo de tiempo el 10% del PIB de Gipuzkoa, si se tiene en cuenta el nivel de inversiones previstas en la puesta en marcha de nuevos negocios.

De hecho, a día de hoy el turismo es un sector relevante en el tejido económico de Gipuzkoa porque supone el 7,2% del PIB del territorio y genera alrededor de 18.000 empleos. Es un sector muy diverso, por lo que el establecimiento de una entidad o estructura permanente en el que estén presentes representantes de las administraciones como de los segmentos en los que se divide esta actividad económica se presenta como urgente para poner en marcha políticas estructurales que ayuden no solo a su fomento, sino también a su reordenamiento desde parámetros de calidad y sostenibilidad.

El hecho de que el sector del turismo sea tan diverso como actividades pueden verse vinculadas empezando por los hoteles, hostales, pensiones, campings, agroturismo, casas rurales, restaurantes, bares, agencias de viaje, empresas de transporte público, taxis, aparcamientos, comercios, etc., obliga a poner en marcha cuanto antes esa mesa sectorial que canalice y reordene con visión de perspectiva y consolidación futura un sector que está en un crecimiento imparable, como lo demuestra el que el aumento de visitantes se produce de manera continua.

La importancia del turismo en Gipuzkoa es que es el único sector que puede ofrecer en este momento cifras de un aumento del 10% de inversión, tanto local como foránea, para la puesta en marcha o acondicionamiento en el plazo de dos años de un total de diez establecimientos de alojamiento, tanto en lo que se refiere a nuevos hoteles, como pensiones, reacondicionamiento de residencias o utilización de albergues estudiantiles en verano que van a aportar alrededor de mil nuevas camas a la actual oferta existente en Donostia.

En concreto, durante ese periodo de tiempo está prevista la construcción de siete nuevos hoteles, una pensión, un albergue con capacidad para 200 camas y el uso veraniego de una residencia de estudiantes. Una prueba de que Donostia es un valor al alza en el sector del turismo es el hecho de que la cadena Zenit, que hace tan solo dos años abrió su primer hotel en el nuevo barrio de Morlans de la capital donostiarra, ha adquirido el convento de las Siervas de María en la céntrica calle de San Martín, para abrir un hotel de cuatro estrellas, categoría superior, de 80 habitaciones, según anunció recientemente.

Y todo ello, cuando la patronal del sector se ha dedicado a hacer de lobby e impedir el aumento de la oferta hotelera para mantener el nivel de precios por encima de otros destinos semejantes, sin que haya habido una preocupación por contribuir al fomento de la actividad turística de la ciudad y con ello el aumento de un mayor número de visitantes. La idea de que “Donostia se vende sola” ha prevalecido tanto en el sector hotelero que se produjo alguna “sugerencia” en este sentido cuando una cadena hotelera ofertaba en Donostia sus habitaciones a los precios que lo hacía en el Estado y que, evidentemente, eran mucho más bajos de los establecidos por la competencia. Todo un ejemplo de fomento de la competitividad que se predica para otros sectores.

Este aumento tan importante en la inversión hotelera refleja el gran dinamismo en el que se mueve la iniciativa privada en este sector que está yendo muy por delante de la acción de la Administración pública. Como estamos viendo estos días con el concejal del ramo del Ayuntamiento de Donostia, Ernesto Gasco, que parece que la única preocupación que tiene es la de ejercer de contador del número de turistas que se han acercado a sus oficinas de turismo, sin dar una solución a los problemas que está generando a los donostiarras el hecho de que todo el frente de costa que va desde La Concha hasta La Zurriola, pasando por la Parte Vieja, se haya convertido en una especie de parque temático, mientras el resto de la ciudad está desierta y sin actividad.

Curiosamente, donde está la mayor concentración de hoteles en Donostia como son las zonas de El Antiguo y Amara parece que se convierten en un extrarradio cuando lo que se potencia es el centro de la ciudad. No es para menos, cuando el turista accede a Donostia por Amara y se aloja en alguno de los tres hoteles próximos a la plaza de Pío XII y observa la imagen de ciudad abandonada y desangelada que ofrece la antigua estación de autobuses que está sirviendo de estacionamiento de vehículos fuera de servicio, discrecionales, líneas con frecuencia regular a Rumania que no van a Atotxa, probablemente, para no pagar el canon, incluso alguna autocaravana, etc.

La imprevisión del Ayuntamiento donostiarra en este caso ha sido de libro no ya por mantener de manera provisional durante más de tres décadas una infraestructura a todas luces impropia de una ciudad que se considera turística, sino porque teniendo los plazos tasados en la construcción de la nueva estación de autobuses no se ha previsto durante ese tiempo una alternativa de uso al espacio que se generaba acorde con su ubicación de entrada a la ciudad y en línea con el nivel de oferta turística que existe en la zona. Se sigue sin concretar qué es lo que se quiere hacer con un espacio que era un foco de un gran movimiento de personas y hoy es la imagen viva de una especie de ciudad fantasma.

Dar una solución a este asunto es tarea de los responsables públicos. De la misma manera que tratar de coadyuvar a que Donostia 2016, al margen de sus ofertas culturales, sea también un elemento tractor en la atracción de personas a la capital guipuzcoana interesados por su actividad. Ni al peor enemigo se le hubiera pasado por la cabeza programar el Stop War Festibala en el núcleo de la Semana Santa cuando la ciudad ya es en sí misma un reclamo para la llegada de visitantes. Parece que lo aconsejable hubiera sido posponer su celebración a la semana de Pascua, cuando todavía hay ciudadanos que prolongan sus vacaciones y los alojamientos han reducido de manera muy importante sus niveles de ocupación.

Parece que los responsables de Donostia 2016 siguen sin encontrar el encaje de la vida de la ciudad de Donostia con la capitalidad cultural europea porque a cada gran acontecimiento que han programado el desatino ha sido mayor, incluso rayando el mal gusto, como fue la zona gastronómica y el mercadillo de artesanía montado en torno al Stop War Festibala.

En esta coyuntura de ausencia de impulso político propio que hace que Gipuzkoa continúe siendo un territorio de difícil acceso por tierra (ferrocarril), mar y aire para el turista y la querencia que desde el Gobierno Vasco y sus sociedades públicas se tiene por Bilbao en la celebración de congresos y eventos cuando el peso de Donostia en el sector turístico es mucho mayor, es reconfortante ver coómo desde la iniciativa privada se consigue traer acontecimientos como los Premios Nacionales de Creatividad Publicitaria que se celebrarán los próximos días 7, 8 y 9.

Un total de 1.200 personas, entre creativos publicitarios e inversores, es decir, las empresas que encargan los anuncios, se reunirán durante esos tres días en Donostia para analizar y debatir sobre un sector como es el publicitario por culpa de un donostiarra como Guille Viglione, director creativo ejecutivo de la agencia Dimensión, que como presidente del Club de Creativos, ha conseguido traer este evento a Donostia y que tendrá continuidad en los próximos tres años. Una prueba más del vigor de la iniciativa privada que pone en evidencia la parsimonia del sector público en lo que se refiere al impulso del sector turístico.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902