Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
Desde la Avenida de Tolosa

El ‘chapeau’ del terrorista

Por Adolfo Roldán - Domingo, 27 de Marzo de 2016 - Actualizado a las 06:11h

Fayçal Cheffou, un periodista belga freelance, ha sido identificado como el hombre del sombrero, el tercer terrorista que intervino en las explosiones del aeropuerto de Zaventem, en Bruselas, junto a los kamikazes Ibrahim el Bakraoui y Najim Laachraoui. Fue detenido el jueves en una macrooperación realizada por la Policía belga durante la cual fueron capturados seis yihadistas. A mí, Fayçal Cheffou me ha despertado muchos interrogantes, que se han incrementado al saber que se trataba de un profesional de los medios de comunicación, en calidad de independiente. Según los periódicos franceses, Cheffou había realizado numerosos reportajes sobre la comunidad musulmana y sobre las condiciones inhumanas a que eran sometidos en ocasiones los presos yihadistas. No sé si su radicalización terrorista fue antes o después de esos reportajes, si su integración en banda armada fue previa o posterior, pero es evidente que poner explosivos en un aeropuerto, asesinar de manera indiscriminada a hombres, mujeres y niños, no es periodismo desde ningún punto de vista que se quiera mirar. Fayçal Cheffou ha sido reconocido por el taxista que los trasladó al aeropuerto, y la oficina del fiscal federal belga le ha acusado de “delitos de terrorismo, intento de asesinato y participación en banda terrorista”. Era también viejo conocido de Ivan Mayeur, alcalde de Bruselas, que le había denunciado ante la Fiscalía y en los juzgados en 2015, acusándole de ser el “reclutador” y acudir asiduamente a la Plaza Maximilien, donde está el centro de refugiados, para captar adeptos al ISIS. En vista de que las advertencias del edil no causaban ningún efecto, el Ayuntamiento aprobó un decreto administrativo en que prohibía a Cheffou expresamente acudir a la plaza. El segundo interrogante se centra en la decisión de cubrirse con el chapeau para evitar su identificación. Es evidente que no fue un arrepentimiento de última hora, sino una estrategia calculada para acciones posteriores. No tiene sentido ocultar la cara si minutos después iba a inmolarse.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902