Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

El fútbol se queda sin su revolucionario

Johan Cruyff fallece a los 68 años víctima de un cáncer de pulmón. El holandés, uno de los mejores futbolistas de todos los tiempos, fue un adelantado a su época sobre el campo y como entrenador

Unai Muñoz - Viernes, 25 de Marzo de 2016 - Actualizado a las 06:12h

Cruyff regatea al portero de Argentina en el Mundial de 1974.

Cruyff regatea al portero de Argentina en el Mundial de 1974.

Galería Noticia

Cruyff regatea al portero de Argentina en el Mundial de 1974.Cruyff, en 1978, en el partido de despedida con el Barcelona.El mito holandés luchaba contra el cáncer desde octubre.Cruyff, con el exrealista Bakero.
  • Flecha Ver anterior
  • Flecha Ver siguiente

donostia- Fue un adelantado a su época. Un visionario. Un atrevido. Un revolucionario con el balón y de los banquillos. Se suceden los calificativos para hablar de Johan Cruyff, uno de los mejores futbolistas de todos los tiempos, que falleció ayer a los 68 años víctima de un cáncer de pulmón que le apartó de la vida pública el pasado mes de octubre. El Flacoeterno, uno de los grandes junto a Di Stéfano, Pelé, Maradona y Messi, no pudo ganar el partido más complicado de su vida. Una dura batalla que afrontó con la naturalidad y la vitalidad que siempre le habían caracterizado. Durante el tratamiento llegó a bromear con que le estaba ganando el pulso a la enfermedad, pero en los últimos días su salud empeoró considerablemente hasta que después de un viaje a Oriente Medio empezó a sentirse mal. Icono de La Naranja Mecánicaholandesaypadre e ideólogo del Dream Teamdel Barcelona,el legado futbolístico de Cruyff es extenso. Una leyenda cuya muerte ha conmocionado al mundo del fútbol. Su quiebros y cambios de ritmo con el balón en los pies son patrimonio de la humanidad, con el característico 14a la espalda.

“El día 24 de marzo de 2016 Johan Cruyff (68) ha fallecido en Barcelona, rodeado de su familia después de una dura lucha contra el cáncer. Os pedimos con gran tristeza que se respete la privacidad de la familia durante su tiempo de duelo”, señalaba la nota colgada a mediodía en la cuenta oficial de Twitter del exfutbolista y exentrenador holandés. Desde ese mismo momento, las reacciones de condolencia se sucedieron. No es para menos. El Holandés Volador,nacido en Ámsterdam el 25 de abril de 1947, revolucionó el fútbol moderno. Primero como jugador y luego como entrenador. Ganador de tres Balones de Oro, basta con analizar una de sus frases para saber cómo interpretaba el fútbol: “Demostramos al mundo que puedes divertirte mucho como futbolista, que puedes reír y pasártelo en grande. Yo represento una época que dejó claro que el fútbol bonito es divertido y que, además, con él se conquistan triunfos”.

Arropado por una generación de futbolistas increíbles, que puso de moda los pantalones de campana y las melenas estilo Beatle, Cruyff deslumbró, primero con el Ajax y luego con la selección de Holanda. Con el equipo de Ámsterdam ganó tres Copas de Europa y una Intercontinental. Pero fue defendiendo la camiseta de su país con la que deslumbró. El fútbol preciso y virtuoso que ponían en práctica unos futbolistas atrevidos, que siempre iban al ataque. Con Rinus Michels en el banquillo, los Cruyff, Neeskens, Rep y Haan, entre otros, marcaron una época. Deslumbraron en el Mundial de 1974 en Alemania pese a caer ante el anfitrión en la final y se quedaron de nuevo con la miel en los labios cuatro años después, en Argentina, donde la albiceleste de Kempes aprovechó el ambiente amigo.

El hombre que cambió el barçaTras militar diez temporadas en el Ajax, Cruyff puso rumbo a la Ciudad Condal. El club de la capital holandesa negoció su traspaso al Real Madrid. Al saberlo, El Flaco hizo muestra de una rebeldía que también le caracterizó durante toda su carrera. Fichó por el máximo rival del conjunto blanco. La operación se convirtió en la más cara en la historia del fútbol hasta ese momento (60 millones de pesetas) y firmó un contrato de 12.000 dólares mensuales. Una inversión que el Barça rentabilizó totalmente.

Como jugador culé agrandó su leyenda y conquistó un título liguero, el de 1974, y una Copa cuatro años después. Reflotó a un Barcelona que hasta su llegada vivía horas bajas. Pasó también por Los Ángeles Aztecas y Washington Diplomats , en la Liga de Estados Unidos, jugó varios meses en el Levante en Segunda División y regresó a Holanda. No le quisieron en el Ajax y optó por firmar por su mayor enemigo, el Feyenoord.

Colgadas las botas, como entrenador también dejó su impronta. Tras curtirse en el banquillo del Ajax, su llegada al Barcelona de la mano de Josep Lluís Núñez a finales de la década de los ochenta lo cambió todo. Ganó cuatro ligas y dio la primera Copa de Europa al equipo catalán en la mítica final de Wembley. Confeccionó el Dream Team. Un equipo al servicio del balón, con mucho toque y en el que atacaban y defendían todos. Una marca que sigue vigente en el Camp Nou y que Guardiola y Luis Enrique han actualizado. Antes de Cruyff, el Barça conquistó 42 trofeos en 71 años. Tras su paso, la entidad celebró esos mismos 42 títulos en 27 años. Un revolucionario del fútbol que nunca dejó indiferente a nadie.

Camel sin filtro. Johan Cruyff nunca escondió su adicción al tabaco, que dejó en 1991 cuando fue operado a corazón abierto por una insuficiencia coronaria. “En mi vida he tenido dos grandes vicios: fumar y jugar a fútbol. El fútbol me lo dio todo. En cambio, fumar casi me lo quita”. El holandés solía resumir con esta lapidaria afirmación su adicción al tabaco. Tal era su vicio que, durante su época como jugador profesional, siempre fumaba cigarrillos de la marca Camel sin filtro en los descansos de sus partidos. Genio y figura dentro y fuera del terreno de juego.

El puñetazo de Villar. En su primera temporada como jugador del Barcelona, o sea, en el curso 1973/74, Johan Cruyff fue recibido con aplausos por la mayoría de aficionados, aunque algún compañero de profesión le brindó una bienvenida diferente. Es el caso de Ángel María Villar. El ahora presidente de la Federación Española de Fútbol defendía por aquel entonces los colores del Athletic y en la jornada 27ª de Liga le propinó un puñetazo a Cruyff que se saldó con el holandés tumbado sobre el césped de San Mamés y una tarjeta roja para el agresor.

Un gol mítico al Atlético. Son muchos los goles que anotó Johan Cruyff durante su etapa como futbolista profesional, pero de entre todos ellos destaca uno que le marcó al Atlético de Madrid en el Camp Nou el 22 de diciembre de 1973. Corría el minuto 44 del primer tiempo y el holandés se elevó en el aire con un salto imposible para, casi de espaldas a la portería, conectar con el balón que había centrado su inseparable amigo y compañero Charly Rexach y batir a un sorprendido Miguel Reina, espectador de lujo de uno de los mejores goles de Cruyff.

El técnico al que llamaban ‘Dios’. El holandés cambió la historia del Barcelona. Primero, durante su etapa como jugador, pero, sobre todo, en su periplo como entrenador. Los futbolistas del conjunto catalán llegaron a dedicarle el apelativo de Dios.

Ante la Real. En su primera visita a Atocha, en la 74-75, el Barcelona de Cruyff cayó por 3-2. Como entrenador, contó con varios jugadores con pasado realista como José Mari Bakero, Txiki Begiristain o López Rekarte.

La Real ganó por última vez en el Camp Nou en 1991 (1-3), con el holandés en el banquillo.

Palmarés

títulos como jugador.

Johan Cruyff ganó 22 títulos como jugador: 18 de ellos con el Ajax, incluidas tres Copas de Europa, dos con el Feyenoord y otros dos con el Barça (Liga y Copa).

Títulos como entrenador. Como técnico levantó 14 trofeos: tres con el Ajax y 11 con el Barcelona, incluida la primera Copa de Europa del club catalán, en 1992.

balones de oro.El holandés fue galardonado en tres ocasiones con el Balón de Oro: en 1971, 1973 y 1974.

la frase


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902