Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
Ocupación hotelera

Los hoteles temen que bajen las reservas en semana santa por el aumento de alojamientos ilegales

Observan que la ocupación hotelera “va más lenta” y lo asocian a la competencia desleal
Estiman que muchos potenciales turistas pueden ir a las estaciones de esquí

Aitor Anuncibay Ruben Plaza - Sábado, 19 de Marzo de 2016 - Actualizado a las 06:12h

Dos turistas caminan por los jardines de Alderdi-Eder en Donostia, ayer por la mañana.

Dos turistas caminan por los jardines de Alderdi-Eder en Donostia, ayer por la mañana.

Galería Noticia

Dos turistas caminan por los jardines de Alderdi-Eder en Donostia, ayer por la mañana.

donostia- La bonanza turística de los últimos años en Gipuzkoa ha conllevado el crecimiento de la picaresca para llevarse una tarta del apetitoso pastel económico. El paulatino incremento de los alojamientos ilegales ha pasado de ser un fenómeno incipiente a convertirse en un motivo de preocupación para los establecimientos hoteleros. Tanto es así que esta Semana Santa ya sospechan que los pisos ilegales están mermando sus reservas. Y ese perjuicio no solo afecta a hostales, pensiones y hoteles de nivel medio, sino que también perjudica a los de mayor categoría.

El coordinador de la Asociación Hoteles de Gipuzkoa, Paul Liceaga, avanza que los negocios de ese sector han percibido que “las reservas van más lentas”, ante una oferta paralela “fuera de control”. “Es una realidad que hay que tomarla en serio y va en aumento porque empieza a ser de gran magnitud y afecta desde muchos aspectos”, señala el portavoz de la entidad que agrupa a estas empresas.

Liceaga pide que se controle este mercado paralelo que tiene como escaparate conocidas páginas web de carácter legal, donde algunos de sus usuarios ofrecen pisos en alquiler de manera fraudulenta. “Se está abusando y puede empezar a provocar afecciones en la ocupación;hay que tenerlo en consideración”, recalca el representante de los hoteleros guipuzcoanos.

bolsa de fraudeSegún los cálculos manejados en el sector, por cada plaza de alojamiento legal existente hay dos que operan al margen de la ley. Esto significa que frente a las 10.000 camas ofertadas en Gipuzkoa con todas las garantías se ponen en alquiler otras 20.000 de forma irregular.

Liceaga observa que hacer frente a este fenómeno resulta complicado porque su “detección es difícil”. “Es una bolsa de fraude en todos los sentidos porque no cumplen con la Seguridad Social y Hacienda. También provocan malestar con el vecindario y no hay registros policiales de los huéspedes. Además, es un agravio para las empresas que trabajen en este sector”, especifica Liceaga.

La preocupación por la repercusión de los pisos turísticos del mercado negro en las reservas hoteleras ya ha calado en todos los niveles de este sector.

La directora del Hotel Londres, Elena Estomba, expone que su nivel de reservas, a día de hoy, ronda el 80% durante los próximos días vacacionales. Pero este dato no le hace ser optimista puesto que advierte un descenso de las gestiones con los clientes, que también achaca, en parte, a la competencia desleal. “Si los grandes estamos sufriendo, los pequeños tienen que estar angustiados. Es una verdadera avalancha de apartamentos fuera de la ley”, asegura Estomba.

A su juicio, el cliente principal de estos alojamientos es español porque conoce “el idioma y le resulta mucho más fácil negociar con los propietarios.

RabiaEn Hondarribia también notan la alargada sombra de la competencia desleal. El hotel Río Bidasoa tiene unos niveles de ocupación del 80% para el jueves, un 95% el viernes y un 88% el sábado, con lo que esos días esperan colgar el cartel de completo.

Pero, según expone su jefa de recepción, Olga Amunarriz, hay cierta “incertidumbre” tras vivir “dos o tres años de constante” incremento en la ocupación de habitaciones. “Los pisos ilegales nos hacen mucho daño y su número ha subido porque para una familia es más cómodo y económico. Nos da mucha rabia, pero es muy difícil detectarlo”, reconoce Amunarriz.

La otra amenaza para el sector hotelero guipuzcoano es la temprana celebración de la Semana Santa, en marzo, unida al templado invierno que ha retrasado la temporada de ski. Por ello, el coordinador de la Asociación de Hoteles de Gipuzkoa estima que miles de potenciales turistas con destino Gipuzkoa pueden desviar sus preferencias hacia las estaciones invernales pirenaicas. “La temporada de ski ha sido hasta ahora poco fructífera. Ha empezado más tarde y esto puede hacer que muchas personas se inclinen por esas zonas en lugar de la nuestra”, conjetura Liceaga.

Con todo, a este análisis hay que añadir un elemento ya clásico en las previsiones hoteleras como es el protagonismo de Internet, que facilita completar las reservas pocos días antes de la llegada. Y el inestable tiempo en Gipuzkoa da pie para que miles de viajeros tomen la decisión sobre la campana.

SorprendidosNo es el caso del hotel Villa Soro de Donostia, donde ayer mismo ya completó su aforo desde hoy hasta la semana de Pascua. “Estamos gratamente sorprendidos porque este año la clientela ha llegado antes”, señala su director, Ander Elortegi.

Este establecimiento cuenta con 25 habitaciones, muy demandadas por británicos y estadounidenses de holgado poder adquisitivo. “Les gusta porque estamos en una casa con historia, es pequeño y con un servicio cercano”, puntualiza Elortegi.

El interior de Gipuzkoa se ha convertido en otra atrayente zona turística, donde los visitantes encuentran el contacto directo con arraigadas tradiciones vascas. Pero también, como ocurre en el hotel Dolarea de Beasain, por su equidistante ubicación respecto a las tres capitales vascas. “Desde aquí tienen poca distancia a Vitoria, Bilbao o Donostia y pueden hacer excursiones de un día a esas ciudades”, apostilla Elixabet Canales, responsable de la recepción de Dolarea, quien adelanta que ya tienen un 80% de ocupación para los días centrales de Semana Santa.

En este establecimiento del Goierri han constatado que la clientela ha adelantado sus reservas respecto a ejercicios anteriores y con estancias más prolongadas. “Otros años , los clientes eran más de último minuto. Ahora, creo que el hotel se va a llenar con permanencias de 3 a 4 noches por cliente. La mayoría provienen de otras comunidades”, detalla Canales.

En este sentido, Liceaga recuerda que el perfil del turista que llega a tierras guipuzcoanas es la de una persona que demanda “calidad, con disposición de recursos económicos, que busca cultura, comercio y gastronomía”.

Por último, el presidente de la Asociación de Hoteles de Gipuzkoa expone que la Capitalidad cultural europea de Donostia supone “un factor más”, dentro de los atractivos turísticos, si bien “no es determinante”.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902