Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
bertako gaia

El Corte Inglés de los baserritarras

Baserritarren Kooperatiba de Idiazabal es El Corte Inglés de los agricultures y los ganaderos. En esta tienda pueden encontrar muchos de los utensilios que se necesitan para las labores del caserío.

Reportaje y fotografía de Asier Zaldua - Jueves, 17 de Marzo de 2016 - Actualizado a las 06:10h

Montse Delgado con Juanito Urtzelai, uno de los antiguos socios de Nekazarien Kooperatiba.

Montse Delgado con Juanito Urtzelai, uno de los antiguos socios de Nekazarien Kooperatiba.

Galería Noticia

Montse Delgado con Juanito Urtzelai, uno de los antiguos socios de Nekazarien Kooperatiba.Delgado, cargando un saco de pienso en el coche de un cliente.

El Corte Inglés es la cadena de grandes almacenes por excelencia. Hasta no hace tanto años, muchas familias organizaban excursiones a Bilbao para visitar El Corte Inglés. Y a los comercios de los pueblos donde se vendía de todo se les llamaba así. En Idiazabal tienen un corteinglés para los baserritarras. Se trata de Baserritarren Kooperatiba, una cooperativa puesta en marcha por varios vecinos del municipio para conseguir a mejor precio que en el mercado los productos que necesitaban para el caserío.

Baserritarren Kooperatiba se creó a comienzos del siglo pasado y hace 51 años, en 1965, se trasladó al local en el que se ubica ahora. Al principio, eran los socios los que se encargaban de todo. Después, contrataron a un trabajador. Por allí han pasado diversos dependientes, hasta que hace 17 años contrataron a Montse Delgado.

En enero, los socios le traspasaron el negocio. “Este local es de unos socios y ponían un poco de dinero todos los años. El negocio no iba muy bien y algunos socios no querían seguir poniendo dinero, por lo que se habló de cerrarlo. Yo trabajaba de dependienta y les propuse quedarme con el negocio: no pago renta alguna por el local, pero me hago cargo de todos los gastos. Antes era trabajadora por cuenta ajena y ahora soy autónoma. Algún vecino me ha llamado empresaria para tomarme el pelo”.

Dice que está más contenta que cuando era solo dependienta. “Ahora la responsable soy yo, para lo bueno y para lo malo. La verdad es que a algunos socios les daba pena ver cerrado el local”. Y a muchos vecinos también. No en vano, Nekazarien Kooperatiba es uno de los negocios más antiguos de Idiazabal. Una tienda de las de toda la vida, donde aún se fía a los clientes.

Si en El Corte Inglés la gran atracción eran las escaleras mecánicas, en Nekazarien cooperativa lo es una antigua báscula

Delgado lleva 17 años trabajando allí. “Antes los socios tenían un descuento del 3% en todos los productos, pero este negocio no ha salido adelante solo por ellos. Ha salido adelante, sobre todo, por los vecinos del barrio: compran vino, huevos, patatas... Otro producto muy solicitado es el pienso. Lo vendemos por kilos y eso los clientes lo agradecen mucho. Hay que tener en cuenta que si tienes unos pocos pollos, no necesitas un saco. Eso anima a la gente a venir aquí”.

La báscula también está muy solicitada. Tanto como las escaleras mecánicas en El Corte Inglés. “Mucha gente tiene costumbre de venir aquí a pesarse. Cuando vienen a comprar algo, aprovechan para pesarse. Además, algunos vecinos comenzaron a venir aquí por recomendación del médico: los que andan con muletas o en silla de ruedas, solo pueden pesarse aquí. La báscula es muy antigua, pero sigue funcionando a la perfección. Nunca ha dado un problema. Para hacer una obra tuvimos que levantar la báscula y teníamos miedo de que se estropeara, pero no fue así”.

De todo En Nekazarien Kooperatiba, además de ofrecer a los vecinos una báscula y vender comida para los humanos y los animales, tienen a la venta todo tipo de productos para el caserío: botas de monte, calcetines de lana, katiuskas, alpargatas, corchos, macetas, plantas, cuerda, guantes, lijas, productos para limpiar estufas, chubasqueros para trabajar en la huerta los días de lluvia, palanganas, deshollinadores, máquinas para triturar tomates, quinqués, pulverizadores, candados, todo tipo de artículos de ferretería, abono, regaderas, trampas para ratones, cepillos, comederos de conejos, tarros de cristal para embotar conservas, embudos, redes contra los pájaros, cestos de mimbre, semillas...

Además de servir a los baserritarras, venden los productos de los caseríos de Idiazabal (huevos, patatas, nueces, avellanas...) sin obtener beneficio alguno por ellos: todo el dinero que pagan los compradores por estos productos pasa directamente a manos del baserritarra que ha llevado a la tienda el producto en cuestión. Y, por supuesto, venden queso de Idiazabal. Todo ello, bajo la atenta mirada de San Isidro: una figura del patrón de los labradores se encarga de recordar a los clientes que han entrado a un corteinglés para baserritarras y velar por la buena marcha del negocio.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902