Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

439 personas no tienen hogar en Donostia y 1.200 viven “hacinadas”

Los datos de estudios, paro y renta son mejores que en el entorno, pero 20.000 personas padecen “pobreza relativa” El fin del diagnóstico encargado por el Consistorio es avanzar en políticas de inclusión social

Arantzazu Zabaleta Gorka Estrada - Miércoles, 9 de Marzo de 2016 - Actualizado a las 06:08h

Homenaje que realizaron en el quiosco del Boulevard a los dos indigentes fallecidos el día de San Sebastián.

Galería Noticia

Homenaje que realizaron en el quiosco del Boulevard a los dos indigentes fallecidos el día de San Sebastián.

donostia- Más de 1.200 personas viven en lo que se denomina una situación de hacinamiento grave en Donostia, es decir, en una vivienda con menos de 10 metros cuadrados por persona. 520 se alojan en viviendas en edificios en mal estado, hasta 439 viven en alojamientos para personas sin hogar y 89 viven en la calle. Son los datos más crudos que muestra el diagnóstico encargado por el Consistorio donostiarra sobre la inclusión y exclusión social en la ciudad, con el objetivo de ahondar en las causas y actuar para mejorar la cohesión social.

El diagnóstico pone cifras, asimismo, a conceptos como la pobreza laboral: aunque el empleo se considera un factor de inclusión, hay 824 hogares en los que entra un sueldo y, aún así, deben recurrir a la Renta de Garantía de Ingresos y el 6,2% de la población ocupada se encuentra en situación de pobreza relativa (ingresos inferiores a 852 euros). Esa pobreza relativa afecta en total a 19.900 personas, es decir, más del 10% de la población donostiarra, y la situación se agrava en el caso de 8.400 ciudadanos que ingresan menos de 568 euros y se encuentran en situación de pobreza severa. Otro concepto recurrente en los últimos años, la pobreza energética, afecta a alrededor del 11,5% de la población.

“Exclusión social no es solo pobreza”, apuntó ayer Kepa Korta, director de la oficina de Estrategia de Donostia, que destacó otros datos relacionados con el envejecimiento de la población y la soledad: tres de cada cuatro mayores de 85 años viven solos. O, mejor dicho, solas, ya que tres de cada cuatro personas que superan esa edad son mujeres. Precisamente, el diagnóstico revela que ellas sufren más la escasez de recursos y citó el caso de viudas con pensiones muy bajas o el de familias monoparentales que necesitan ayudas como la RGI. También la población extranjera se encuentra en una situación más vulnerable frente a la pobreza, con una tasa de pobreza severa 6,2 veces mayor que la general. Aunque la renta de garantía de ingresos ayuda, Korta advirtió del riesgo de cronificación, ya que casi la mitad de los 1.918 hogares que la reciben lo hacen desde hace tres años o más.

más formada El diagnóstico revela, por lo demás, que la sociedad donostiarra está más formada que la media y que su calidad de vida es mejor, a juzgar por los datos de paro, abandono escolar o renta familiar, mejores que los de otras capitales y territorios vascos. Sin embargo, el diagnóstico constata diferencias importantes dependiendo de la zona y confirma la percepción general de los donostiarras: la realidad es más dura en los barrios del este de la ciudad que en la zona suroeste.

El alcalde, Eneko Goia, presentó ayer los resultados de este diagnóstico junto a Korta e incidió, asimismo, en el estancamiento poblacional que refleja el diagnóstico, con una población que no crece y que, además, se envejece. En ese sentido, destacó que la juventud donostiarra está muy bien formada, con más de un 60% de jóvenes con estudios superiores (20 puntos por encima del objetivo que se marca Europa), pero también apuntó que esa juventud es escasa. “La pérdida de población joven provocará problemas en el futuro a los que hay que adelantarse”, añadió Korta.

Goia recordó que fue el Consejo Social el que la pasada legislatura decidió abordar la cuestión y crear una mesa de trabajo en torno a la inclusión social con distintos agentes. Una vez elaborado el diagnóstico de la situación actual, Korta adelantó que a partir de ahora contrastarán los datos con distintos agentes con intención de detectar las causas de la desigualdad y actuar sobre ellas con políticas concretas.

los datos

Vivienda. En Donostia existen 89 personas viviendo en la calle y hasta 439 en alojamientos para personas sin hogar. 520 personas viven en edificios en mal estado según datos de 2011 y 1.204 viven en situación de hacinamiento grave, es decir, con menos de 10 metros cuadrados por persona.

Pobreza. Casi 8.400 donostiarras viven en situación de pobreza severa (menos de 568 euros al mes) y 19.900 en situación de pobreza relativa (menos de 852 euros). La pobreza energética afecta al 11,4% de la población y la pobreza laboral a 824 hogares, en los que hay un asalariado pero necesitan cobrar la RGI. Un 6,2% de la población empleada se encuentra en riesgo de pobreza relativa. La tasa de pobreza severa es 6,2 veces mayor entre la población extranjera y afecta casi al 8% de los hogares monoparentales.

Ingresos. La renta familiar media de Donostia es de casi 46.000 euros;el barrio con menos ingresos medios es Altza (32.500) y el que tiene más, Miramon-Zorroaga (85.500 euros).

Ayudas. La RGI es eficaz para reducir situaciones de pobreza, pero tiene carencias. La reciben 6.361 donostiarras. En Intxaurrondo, Bidebieta y Altza es donde más perceptores hay.

Estudios. El 60,7% de los jóvenes de 30 a 34 años tienen estudios superiores, 20 puntos por encima de los objetivos de la UE para 2020. Sólo el 6,3% de los jóvenes abandonan los estudios de forma prematura, aunque hay diferencias por barrios: en Loiola el índice de abandonos se duplica.

Esperanza de vida. La media de Donostia es de 85,6 años para ellas y 78,4 para ellos.

Soledad. El 3% de la población percibe que no dispone de apoyo social. Tres de cada cuatro personas mayores de 85 años viven solas y una cuarta parte de la población percibe carencias en personas que le ofrezcan cariño.

Estancamiento. La población de Donostia está estancada en los últimos años, aunque envejece. La población inmigrante representa un 7%.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902