Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

Cómo reír un rato en la Berlinale

|

Gemma Casadevall/Efe - Viernes, 19 de Febrero de 2016 - Actualizado a las 06:13h

El director de la Berlinale, Dieter Kosslick, junto al galardonado con el Oso de Oro Honorífico, Michael Ballhaus.

El director de la Berlinale, Dieter Kosslick, junto al galardonado con el Oso de Oro Honorífico, Michael Ballhaus. (Foto: Britta Pedersen/Efe)

Galería Noticia

El director de la Berlinale, Dieter Kosslick, junto al galardonado con el Oso de Oro Honorífico, Michael Ballhaus.

berlín- La Berlinale adoptó en la presente edición formato de mapa geopolítico de los conflictos que azotan el mundo, pero con espacios para reír un rato sin pensar en los Osos, sea paseando por el planeta Marte o dejándose arrastrar al falso documental de Michael Moore.

Des nouvelles de la planête Mars, de Dominik Molls, aportó a la sección oficial, aunque fuera de competición, algunas risas a través de un desbordado padre llamado Philippe Mars, el papel que interpreta François Damiens. Su exesposa es una periodista de televisión que manda un directo tras otro desde Bruselas. Al cuidado del padre quedan intempestivamente sus dos hijos, que además debe atender a un raquítico perro que le coloca su hermana, a un colega de trabajo desaliñado que en una crisis histérica le rebana la oreja, más la chica que le gusta a éste. “Es buen padre de familia, que quiere mantenerse en lo sensato, que observa sin perder los nervios”, definió Molls a ese personaje, cuya única evasión es soñarse a sí mismo como astronauta por Marte.

También participó fuera de concurso Where to invade next, de Moore, quien no acudió al estreno europeo de su documental por razones de salud, pero mandó un saludo desde la gran pantalla a la Berlinale. Tras presentarse como el primer director que se dirige a la Berlinale en albornoz, agradeció a los alemanes su comportamiento ejemplar en la acogida de refugiados. La cinta es una parodia disfrazada de documental con él recorriendo Europa por encargo del gobierno de su país para “apropiarse” de las cosas buenas del Viejo Continente. Las vacaciones pagadas a las que todo italiano tiene derecho;el sistema educativo de Finlandia, donde no se tortura al escolar con exámenes;o la comida en los colegios franceses. No es un documental del rango de Bowling for Columbine (2002) ni Fahrenheit 9/11 (2004). Es más bien un show personal que a menudo rechina e incluye muchas trampas. Ayer solo hubo un filme a competición dado lo abultado de su metraje. La película filipina Hele sa Hiwagang Hapis-A Lullaby to the Sorrowful Mysterydesafió las reglas del festival con una historia de ocho horas sobre la lucha contra la opresión colonial, obviamente excesiva, pero al mismo tiempo maravillosa. Rodada en blanco negro, el director Lav Díaz apuesta por la parsimonia meticulosa, sin banda sonora ni más acompañamiento acústico que el rumor de las hojas azotadas por el viento en la jungla filipina, de las olas rompiendo en la playa o el piar de los pájaros. Es una película trazada sobre una guerra cruel, pero desprovista de imágenes cruentas, que discurre tan lentamente como ha querido Lav Diaz y que empieza a disfrutarse cuando uno deja de mirar el reloj para limitarse a disfrutarla.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902