Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

El GBC asustó al Madrid

el equipo de fisac llegó a estar cinco arriba en el tercer cuarto, pero encajó un parcial de 22-0 en ausencia de landry que finiquitó sus opciones tras una notable actuación

Néstor Rodríguez - Lunes, 15 de Febrero de 2016 - Actualizado a las 06:14h

Rico intenta una penetración a canasta bajo la defensa de Carroll, en una jugada del partido disputado ayer en Madrid.

Rico intenta una penetración a canasta bajo la defensa de Carroll, en una jugada del partido disputado ayer en Madrid.

Galería Noticia

Rico intenta una penetración a canasta bajo la defensa de Carroll, en una jugada del partido disputado ayer en Madrid.

Lo que parecía imposible, ganar al poderoso Real Madrid en el Barclaycard Center, no estuvo tan lejos para el Retabet.es GBC. El equipo de Porfi Fisac, tal y como el técnico había anunciado en vísperas del partido, jugó con valentía y plantó cara durante buena parte del encuentro a un rival a priori inaccesible. Cuajó una buena actuación y se fue hasta los 88 puntos, una cifra muy importante. Pero encajó seis más, 94. Y es eso lo que cabe reprocharle al conjunto guipuzcoano: su excesiva permisividad defensiva en ciertos momentos del partido, como el primer cuarto, saldado con un contundente 34-23, o cinco minutos fatídicos del tercer acto, cuando concedió un terrible parcial de 22-0 que finiquitó sus opciones de triunfo. Opciones que habían empezado a ser serias poco antes, cuando había llegado a tener cinco puntos de renta.

El 61-66 en el minuto 24 de partido supuso un punto de inflexión. En ese momento, el Retabet.es GBC realmente dio la sensación de que podía dar la campanada. El equipo de Fisac había salvado un mal inicio (perdía 25-14 en el minuto siete) y se había mantenido al acecho de un Real Madrid muy acertado desde el triple pero que tampoco apretaba excesivamente en defensa. El choque era un intercambio de canastas en el que los guipuzcoanos mantuvieron el tipo gracias a una aportación anotadora muy coral: primero Wear, luego Urtasun, después Doblas, Vrkic... incluso Rico, que forzó varias faltas que él mismo convirtió en puntos desde la línea de personal para poner el 53-48 al descanso. El base fichado precisamente del Real Madrid el pasado verano ofreció una magnífica impresión en su regreso tras la lesión. Atrevido y rápido, dio incluso la sensación de que sus compañeros se encontraban más cómodos con él que con el base titular, Pedro Llompart. Desde luego, para el juego dinámico y en transición que quiere Fisac, Rico encaja como anillo al dedo.

Con solo cinco puntos de desventaja, el Retabet.es GBC volvió a la cancha tras el descanso con la plena determinación de forzar un poco más la maquinaria del Real Madrid, que venía de jugar Euroliga y tiene la Copa a partir del jueves. Cabía la posibilidad de que los hombres de Laso tuvieran la mente en otro sitio. Dos acciones de Jordi Grimau pusieron el 56-54 y entonces surgió Marcus Landry. Si Fisac es uno de los responsables de la mejoría de este Retabet.es GBC en los dos últimos meses, el ala-pívot estadounidense es el otro, ya que tiene calidad para hacer cosas como la que hizo ayer: meter tres triples consecutivos al Madrid y darle la vuelta al marcador para situar el 58-63. Landry tiene mucho talento y los mejores minutos del GBC durante esta temporada han coincidido con sus rachas de acierto anotador. Sucedió ante el Estudiantes y el Obradoiro, por ejemplo. Y sucedió ayer. De estar al acecho, el equipo guipuzcoano pasó a ponerse por delante en el minuto 23. Y en el 24 seguía la renta favorable a los visitantes porque a un triple de Carroll respondió de la misma manera Andrew Lawrence (61-66), más entonado ayer que en anteriores ocasiones. En ese momento parecía perfectamente posible que el GBC diera la gran sorpresa y se apuntara una victoria de enorme valor.

del 61-66 al 83-66Pero en la siguiente jugada Landry cometió su tercera personal y Fisac decidió sentarlo en el banquillo, una decisión que acabó revelándose como un error decisivo en el devenir del encuentro. Sin la inspiración del estadounidense -al que suplió un Travis Wear que volvió a mostrar su buena muñeca pero sus deficiencias en el resto de facetas del juego-, el Retabet.es GBC se encontró absolutamente perdido en la cancha, sin su referente. Hasta el punto de que encajó, en apenas cinco minutos, un tremendo parcial de 22-0 que finiquitó la contienda. Del 61-66 se pasó al 83-66 sin que nadie del bando guipuzcoano pudiera evitarlo. Ni los jugadores, blandos como la mantequilla, ni el entrenador, que ni siquiera pidió un tiempo muerto durante ese festival madridista liderado por Sergio Llull. Incomprensible que nadie fuera capaz de parar el vendaval. Un 22-0 que Landry, el mejor jugador del GBC, siguió desde el banco. Se echó en falta que en ese momento surgieran jugadores como Llompart o Txemi Urtasun, por citar a dos veteranos, pero ninguno de ellos tuvo ayer su día.

Vrkic y Wear cortaron el parcial con un par de acciones positivas, pero ya era muy tarde. Todas las opciones, que habían empezado a ser más que reales, se habían esfumado. Visto y no visto. En cinco minutos de desconcierto tanto en la cancha como en el banquillo. Sin reacción en el momento clave. El último cuarto simplemente sirvió para maquillar el marcador. El hombre más inspirado del Madrid, Llull, también se sentó, con la diferencia que lo hizo con el marcador sentenciado. Para cuando Landry volvió a la cancha, no había nada que hacer. El último tramo del encuentro sirvió para reivindicar las figuras de Motos y Olaizola, que otorgaron un plus de intensidad en defensa e incluso sumaron en ataque para dejar el marcador en 94-88. El pívot celebró su centenario en la ACB, una cifra destacable pero que le obliga ya a dar un paso adelante. Son muchos partidos con solo 22 años, pero su trascendencia en el equipo debe empezar a crecer. Al igual que la de Motos. Porque ambos guipuzcoanos son las últimas soluciones de la rotación en sus respectivos puestos.

La derrota, esperable, deja un regusto amargo por dos motivos. Uno, porque el Retabet.es GBC sigue muy atrasado en la tabla y necesita victorias, alguna de ellas en lugares inesperados. Y dos, porque realmente pareció capaz de dar la campanada. Pero con un parcial de 22-0 en contra y con tu mejor jugador, Marcus Landry, tantos minutos en el banquillo, es imposible ganar no solo al Madrid, sino a casi cualquier rival de la ACB. El equipo de Fisac descansará esta semana y la que viene retomará la Liga recibiendo al Gran Canaria. Será el primero de los catorce partidos que restan hasta el final del curso. Un tramo de competición de máxima exigencia, con la necesidad de sumar muchas victorias. Hará falta jugar muy bien, defender mejor y tener a más jugadores enchufados de los que hubo ayer.

porfi fisac


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902