Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa
derrota en madrid los armeros 3-1

El Eibar agita el avispero

derrota en madrid los armeros se adelantan al aprovechar un error del atlético en medio de un partido lento y táctico, dando rienda suelta a una reacción típica de los locales, muy intensos desde el 0-1

Marco Rodrigo - Domingo, 7 de Febrero de 2016 - Actualizado a las 06:16h

Fernando Torres festeja su gol número cien con el Atlético, el tercero al Eibar.

Fernando Torres festeja su gol número cien con el Atlético, el tercero al Eibar. (Foto: Efe)

Galería Noticia

Fernando Torres festeja su gol número cien con el Atlético, el tercero al Eibar.

Quizás marcando el 0-1 un poquito más tarde... Quizás así, dejando al Atlético sin tiempo de reacción, las cosas se habrían dado de otra manera. El Eibar perdió ayer en el Vicente Calderón. Y lo hizo tras ofrecer la sensación de haber agitado el avispero colchonero con el gol de Keko. Estaba a punto de cumplirse el minuto 46, el segundo después de la reanudación, y hasta entonces la contienda había resultado cerrada, insípida, de poca historia. Pero con ventaja visitante y peligro real de que la Liga se les esfumara a los de Simeone cuando febrero no ha hecho más que comenzar, la cosa cambió horrores. Para desgracia del Eibar, claro, que primero capeó el temporal como buenamente pudo y que terminó encajando su tercera derrota consecutiva.

La visita de los de José Luis Mendilibar al estadio junto al Manzanares se había visto marcada de inicio por la baja de Borja Bastón, víctima de la conocida como cláusula del miedo. El madrileño, cedido por el Atlético y autor de quince goles, se tuvo que quedar en casa, algo que, con la configuración actual de la plantilla, implica casi necesariamente un cambio de sistema. El club no fue capaz de brindar (al menos a tiempo) a su entrenador el delantero que llevaba tiempo pidiendo. Si actúa casi siempre con dos puntas como referencia, ¿qué pasa cuando falta alguno de ambos? Pues que, en ausencia de recambios, hay que mover piezas aquí y allá.

trivoteLa solución adoptada por el técnico de Zaldibar fue más o menos la esperada. Lo fue porque reforzó el centro del campo con un hombre adicional. Pero tampoco lo fue del todo ya que el cambio generó otras variantes colaterales. Jota Peleteiro entró por Bastón. Pero es que además Adrián ingresó en el once en detrimento de Takashi Inui, completando un trivote junto a los habituales Dani García y Escalante. El citado Jota actuó algo escorado, cerrando la banda izquierda en defensa y centrándose a la hora de atacar. Y la otra nota reseñable en la alineación la protagonizó Lillo, titular en el eje de la zaga por delante del recién incorporado Ansotegi.

El partido arrancó con el Eibar en actitud más contemplativa, dejando hacer a un Atlético que suele sufrir ante planteamientos ordenados. En la vertiente táctica, la cosa resultó desde un inicio. Pero había algo que chirriaba sobre el césped, las dificultades de Dos Santos y Lillo para contrarrestar a dos delanteros móviles y dinámicos como Griezmann y Correa. Entre ambos crearon peligro durante los primeros diez minutos, especialmente el argentino en una internada por la banda izquierda que Ander Capa pareció frenar en penalti no decretado.

Poco a poco, el Eibar fue asentándose cada vez en mayor medida, ralentizando el ritmo del partido y sumiendo al duelo y al público en un mar de bostezos. La hinchada local lo sufrió incluso con un par de sobresaltos de por medio, en un córner rematado en el segundo palo por Dos Santos y tras un sombrero de Jota a Giménez en la frontal del área que el gallego, forzado por la presión de Saúl, no pudo convertir luego en un disparo mínimamente peligroso. El Atlético, por su parte, solo inquietó en un disparo a las nubes de Antoine Griezmann, quien había controlado con el pecho en el segundo palo para conectar una volea excesivamente alta. Así se llegó al descanso, con un Eibar bien plantado sobre el rectángulo de juego y un Atlético tan soso como sabedor de que llegaría el momento de apretar.

gol de kekoNo parecía que el partido fuera a cambiar en exceso visto lo visto en los primerísimos compases de la segunda mitad. Pero, de repente, un error individual de los locales provocó un giro de 180 grados en el panorama. Saúl, ayer defensa central, se trastabilló en situación comprometida al intentar dar salida al juego de su equipo ante la siempre incómoda presión de Sergi Enrich. El balear alcanzó a tocar el esférico para servírselo en bandeja a Keko, quien fusiló a Oblak para establecer el 0-1. Quedaban 43 minutos de juego por delante, probablemente demasiados para los intereses armeros. Y es que el acoso atlético no tardó en producirse. Pocas finezas estilísticas. Poco fútbol de salón. Pero mucho empuje, mucha intensidad, muchas segundas jugadas... y mucho balón parado.

La remontada colchonera se fraguó desde el banderín de córner. En el minuto 56, solo diez después del tanto de Keko, Giménez remató a la red un saque de esquina mal defendido por el Eibar, circunstancia que incluye también a Asier Riesgo. Y es que el uruguayo cabeceó completamente solo, cierto, pero lo hizo en territorio de influencia del debarra, a apenas un metro de la línea de gol. Aún quedaba el segundo, que llegó desde el lado opuesto, desde el córner del ala derecha rojiblanca. En esta ocasión el servicio de Koke se abrió a la frontal del área pequeña, donde Saúl superó en el salto a Escalante y se quitó la espina de la pifia del 0-1.

Con media hora de juego por delante, el Eibar, consciente de que el resultado positivo seguía cerca, se lanzó a por el empate. En el minuto 70, Inui entró por Escalante. Pero el cambio y la actitud más ofensiva, lejos de inquietar al Atlético, ofrecieron a los de Simeone espacios para sentenciar al contragolpe. Lo intentaron los colchoneros mediante un insistente Fernando Torres, que conserva cierta velocidad y que, antes de hacer el 3-1 con el tiempo cumplido, ya había dispuesto de alguna opción. Los armeros siguen estancados en los 33 puntos. Conviene avanzar cuanto antes, sobre todo para ahuyentar posibles fantasmas del pasado que, atendiendo a las sensaciones que ofrece el equipo, tampoco parecen tener mucho que hacer por aquí.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

    • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
    • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902