Diario de GipuzkoaDiario de Noticias de Gipuzkoa. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Gipuzkoa

El Eibar se atraganta en Ipurua

DERROTA | El conjunto de Mendilibar se muestra vivo y compite ante un buen equipo en un duelo igualado, pero recibe el 0-1 cuando mejor jugaba y se muestra luego incapaz de hacer daño a un notable Málaga

Marco Rodrigo - Domingo, 31 de Enero de 2016 - Actualizado a las 06:15h

Kameni hace una parada ante Borja Bastón, Keko y dos jugadores del Málaga.

Galería Noticia

Kameni hace una parada ante Borja Bastón, Keko y dos jugadores del Málaga.

El Eibar ha demostrado esta temporada ser un equipo con mayúsculas. Ayer perdió en Ipurua, y el problema residió en que enfrente había otro conjunto de garantías. En la Liga de las estrellas reconforta ver competir con recursos limitados a dos escuadras que demostraron ayer el porqué de sus desahogadas situaciones clasificatorias. Fue una contienda igualada, en la que quizás los andaluces se mostraron superiores a los puntos. Lástima para el cuadro armero, que tuvo sus opciones y que, pese a seguir con 33 puntos tras dos derrotas consecutivas, no debe dejar que le atosiguen fantasmas del pasado más reciente. El equipo está vivo, lo demuestra sobre el césped y, llegados a estas alturas, solo con eso debe ser suficiente para lograr el objetivo de la permanencia.

Poco tocó Mendilibar respecto a la contundente derrota encajada la semana pasada en San Mamés. El cambio de Pantic por Ramis era obligado. No así la entrada en el equipo de Escalante por Adrián, un relevo esperado. Ni la también previsible entrada en el equipo de Inui en detrimento de Saúl Berjón. Con unos hombres o con otros, el Eibar siempre es el Eibar. Ayer entró con alguna duda al encuentro, viéndose superado por el Málaga durante los primeros minutos de la contienda, pero equilibrando enseguida el duelo y consiguiendo incluso ser superior mediada la primera mitad. Antes, un servicio mal medido de Chory Castro a Charles debió significar el 0-1 visitante de no mediar el error del uruguayo. Y también había podido marcar Juncá en un remate excesivamente cruzado al que no pudo llegar Sergi Enrich para fusilar a Kameni.


El conjunto andaluz aguantó durante casi toda la segunda parte con el 0-1, hasta que Santa Cruz marcó en el minuto 90 y Borja Bastón en el 93

errores forzadosLos dos equipos apostaban por buscar la portería rival y jugar lejos de su área, lo que propiciaba muchas veces una excesiva acumulación de futbolistas en la medular. Con este panorama, el duelo se vio muchas veces marcado por los fallos forzados de unos y otros, y por la escasez de acercamientos peligrosos, hasta que Takashi Inui comenzó a marcar la diferencia partiendo desde el extremo izquierdo. El japonés trazó un par de diagonales que pusieron sobre aviso al equipo de Javi Gracia, que inconscientemente reculó unos metros, dando pie al dominio armero. Borja Bastón pudo anotar en un centro lateral, pero vio cómo Kameni se adelantaba e interceptaba el esférico, permitiendo a su equipo mantener el empate de cara a fases del partido más propicias.

Estas llegaron en los últimos cinco minutos de la primera mitad, de nuevo con Chory Castro como protagonista. Primero no pudo conectar en posición inmejorable un envío de Charles desde el lateral del área. Y al filo del intermedio desbordó por su banda para servir el 0-1 a Juanpi. No fue una acción sencilla para el ayer extremo diestro del Málaga, que tuvo que recurrir al tacón para superar a Asier Riesgo y poner en ventaja a los andaluces. El resultado más justo al descanso parecía el empate, pero el acierto de los visitantes desniveló una balanza bastante equilibrada por lo demás.

El inicio de la segunda parte supuso una prolongación del epílogo de la primera. El Málaga se acercó con peligro a la meta de Riesgo, principalmente en un centro al segundo palo que Chory Castro estuvo a punto de transformar en el segundo.

Algo había que cambiar, y Mendilibar optó por sentar a Inui y dar entrada a Jota Peleteiro. El gallego, partiendo del extremo zurdo, centró su posición para dejar toda la banda a Juncá y crear superioridades en la medular. El conjunto armero lo aprovechó para comenzar a inclinar el campo hacia la portería de Kameni, y logró encerrar al Málaga en su campo.

Lo hizo, eso sí, a base de envíos al área en faltas laterales y a base también de simple empuje. El dominio no se tradujo en ocasiones claras, más allá de un cabezazo en el primer palo de Sergi Enrich y otro remate con la testa de Gonzalo Escalante tras salida fallida del portero rival. Llegó el cuarto de hora final, cuando se presumía que el Eibar más iba a apretar, pero el Málaga logró neutralizar el acoso local y vivió tranquilo, comenzando incluso a lanzar peligrosas contras buscando la sentencia. La perdonó Juanpi ya en el descuento, pero no Santa Cruz en la jugada siguiente. El nuevo tanto de Borja Bastón, en la última jugada, no pasa de anecdótico.


COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Gipuzkoa se reserva el derecho a eliminarlos.
  • Avda. Tolosa 23 20018 Donostia
  • Tel 943 319 200 Fax Administración 943 223 900 Fax Redacción 943 223 902